Espanol / English

Oriente Medio cerca de usted

Gran Bretaña e uniría a los ataques de EE.UU. contra Siria si se demuestra el uso de armas químicas

El Secretario de Relaciones Exteriores del Reino Unido, Boris Johnson, dijo en la radio de la BBC: "Si sabemos que ha sucedido y podemos demostrarlo, y si hay una propuesta de acción donde el Reino Unido pueda ser útil, entonces creo que deberíamos considerarlo seriamente". [Foto de archivo]

El Secretario de Relaciones Exteriores de Gran Bretaña, Boris Johnson, dijo el martes que Gran Bretaña consideraría unirse a los ataques militares de Estados Unidos en suelo sirio si hay evidencias suficientes de que se están utilizando armas químicas contra civiles.

Johnson dijo que confiaba en que Gran Bretaña y otras naciones occidentales no esperaran en caso de un ataque químico, expresando su apoyo para llevar a cabo ataques limitados si hay “evidencias incontrovertibles” de la participación del gobierno sirio.

“Si sabemos que ha sucedido, y podemos demostrarlo, y si hay una propuesta de acción donde el Reino Unido pueda ser útil, entonces creo que deberíamos considerarlo seriamente”, dijo Johnson a la radio de la BBC.

 

Durante la última semana, el ejército de Siria y sus aliados han condenado al enclave de Guta, cercano a Damasco, a uno de los bombardeos más intensos de la guerra  que dura ya siete años, matando a cientos de personas.

Gran Bretaña es parte de la coalición liderada por Estados Unidos involucrada en una campaña de ataques aéreos contra el Estado Islámico en Siria e Irak, pero en 2013 el gobierno perdió una votación parlamentaria sobre el uso de la fuerza contra el gobierno sirio.

Johnson dijo el año pasado que apoyaba la decisión estadounidense de disparar misiles de crucero contra los objetivos del gobierno sirio después de que casi 100 personas, entre ellas niños, murieran en un ataque con gas contra la ciudad de Jan Sheijun, que estaba controlada por la oposición.

Las Naciones Unidas acusaron al gobierno sirio de ser responsable del ataque con gas sarín.

Leer: HRW: La coalición liderada por EE.UU. probablemente use fósforo blanco en Irak

“Lo que necesitamos preguntarnos como país y lo que en Occidente debemos preguntarnos es si podemos permitir el uso de armas químicas y que el uso de estas armas ilegales no sea reprobado, ni se controle y quede impune”, dijo Johnson.

Sin embargo, advirtió que había poco apoyo internacional para llevar a cabo una acción militar sostenida contra el régimen sirio.

“Las personas que desde Guta Oriental nos escuchan participar en este programa no pueden creer la idea de que Occidente vaya a intervenir para cambiar drásticamente las probabilidades a su favor”, dijo.

El gobierno sirio ha negado repetidamente el uso de armas químicas y ha dicho que ataca sólo a rebeldes armados y militantes.

Categorías
Europa y RusiaNoticiasOriente MedioReino UnidoSiriaUS