Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Conferencia de MEMO: “La Ley de Estado-Nación afianzó la discriminación contra los árabes israelíes”

Middle East Monitor (MEMO) organizó hoy una conferencia sobre ciudadanos palestinos de Israel y la Ley del Estado-Nación, que el año pasado declaró a Israel como el “hogar histórico del pueblo judío” y que efectivamente hizo que los aproximadamente 1,8 millones de palestinos de Israel sean ciudadanos de segunda clase.

Reuniendo a conferenciantes influyentes de círculos académicos, políticos y activistas, la conferencia de hoy demostró ser un animado debate sobre los desafíos que enfrenta la comunidad árabe-israelí y qué medidas prácticas deben tomarse en el futuro para cambiar el statu quo.

Uno de los temas a lo largo de la conferencia fue la forma en que la Ley del Estado-Nación ha afianzado aún más el racismo y la discriminación ya existentes de Israel contra sus ciudadanos palestinos.

Suhad Bishara, abogado superior del Centro Legal para los Derechos de las Minorías Árabes, mejor conocido como Adalah, explicó en el primer comité de hoy que, durante décadas, el Tribunal Supremo de Israel ha sido cómplice de la promulgación de las leyes discriminatorias de la Knéset y ha estado “de acuerdo con permitir que las leyes antiárabes y antidemocráticas se agraven”. Esto, explicó, es un contexto vital para comprender la Ley del Estado-Nación, que dice que “ha reducido el espacio ya limitado para que los abogados de derechos humanos hagan su trabajo” desde que se aprobó en julio.

Leer: Israel journalist: Majority of next parliament will be ‘supporters of apartheid’

No hay escasez de ideas cuando se trata de cómo desmantelar este sistema. Tal vez el comité más dinámico del día incluyó al miembro de la Knéset Yousef Jabareen de la alianza Hadash-Ta’al, al profesor As’ad Ghanem de la Universidad de Haifa y a Sami Abu Shehadeh del Movimiento Juvenil de Yaffa.

Los tres discutieron ideas como la solución de un solo estado, “un estado de todos sus ciudadanos” y un modelo binacional, todos los cuales ofrecen alternativas al statu quo. Para Jabareen, participar en la Knéset es una herramienta vital para afectar al cambio, y el veterano miembro de la Knéset enfatizó que aunque la participación de los votantes entre los ciudadanos palestinos de Israel alcanzó un nuevo mínimo en las últimas elecciones, esto no significa que la comunidad deba alejarse de la política.

Sin embargo, como explicó, su decisión de participar en la política israelí no ha estado exenta de luchas:

Para mí, la Knéset no puede ser mi hogar; por favor, no cometa el error de pensar que es una ocasión feliz para mí estar allí. Es difícil sentarse en una institución sionista con sus símbolos, pero lo hago porque creo que es importante representar a mi comunidad, actuar en nuestra sumud [firmeza] y permanecer en nuestra tierra.

El profesor Ghanem, por su parte, culpó a la lucha de los palestinos por afectar al cambio directamente con los líderes palestinos, tanto en Israel como en los territorios ocupados. Ghanem dijo: “Nosotros [los palestinos] somos débiles porque Israel logró fragmentarnos, nos comportamos como si fuéramos grupos nacionales diferentes, y si creemos que somos un grupo nacional, deberíamos hacer de este concepto un elemento central de nuestra lucha”.

“El núcleo de cualquier lucha futura contra las características judías de Israel comienza con nosotros”, agregó.

Leer: We can and must push back against the tide of fascism,’ says Arab-Israeli MK Tibi

Al concluir el día, nuestro panel final discutió las formas en que la comunidad internacional podría ayudar a los ciudadanos palestinos de Israel, y de hecho a los palestinos en general.

En esto, los miembros Karl Sabbagh, Salma Karmi-Ayyoub y David Cronin discutieron el continuo apoyo de los países occidentales a Israel, independientemente de sus violaciones del derecho internacional humanitario y las normas. Hasta que esto se afronte de manera efectiva y se haga rendir cuentas a Israel, explicaron, las iniciativas anti-palestinas y anti-democráticas como la Ley del Estado-Nación continuarán siendo promulgadas por Israel con impunidad. Por lo tanto, pidieron a la gente que demanden la complicidad de sus líderes y actúen ellos mismos, a través de iniciativas de base, para que los ciudadanos palestinos de Israel puedan continuar su lucha.

Leer: Meet the Arab-Israeli alliances’ new Knesset members

Categorías
IsraelNoticiasOriente MedioPalestinaRegiónReseñas- Eventos y artículos