Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Biden le dice a Riad que la libertad de expresión no debe ser criminalizada

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden (izquierda), siendo recibido por el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salman (derecha), en el Palacio Real de Alsalam en Jeddah, Arabia Saudí, el 15 de julio de 2022 [Corte Real de Arabia Saudí/Agencia Anadolu].

El gobierno de Biden en Washington ha dicho básicamente a Arabia Saudí que la libertad de expresión nunca debe ser criminalizada. Al comentar la condena del ciudadano estadounidense Saad Ibrahim Al-Madi, de 72 años, a 16 años de prisión tras criticar al régimen saudí en unos tweets publicados mientras estaba en Estados Unidos, la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, confirmó su detención en el Reino.

"Estamos siguiendo de cerca su caso", añadió Jean-Pierre. "Hemos planteado de forma constante e intensa nuestra preocupación por el caso a los altos niveles del gobierno saudí, que entiende la prioridad que damos a la resolución de este asunto".

Al-Madi fue detenido por las autoridades saudíes mientras visitaba a su familia en Riad el pasado noviembre. Según Josh Rogin, que escribe en el Washington Post, fue detenido por catorce tuits publicados durante un periodo de siete años. "Uno de los tuits citados hacía referencia a Jamal Khashoggi, el columnista colaborador del Post que fue asesinado por agentes saudíes en el consulado saudí de Estambul en 2018. Sus tuits criticaban las políticas del gobierno saudí y la corrupción del sistema saudí."

LEER: Otros 4 países apoyan a Arabia Saudí tras la reacción de Estados Unidos

El escritor citó al hijo del ciudadano con doble nacionalidad saudí y estadounidense diciendo que: "Tenía lo que yo llamaría opiniones suaves sobre el gobierno." El hijo de Al-Madi señaló que su padre fue detenido cuando llegó al aeropuerto de la capital saudí. También alegó que su padre había sido torturado en prisión, y acusó al Departamento de Estado en Washington de gestionar mal el caso, dado que su padre tiene la ciudadanía estadounidense.

Al-Madi fue acusado de albergar una ideología terrorista y de intentar desestabilizar el Reino, así como de apoyar y financiar el terrorismo. También se le acusó de no denunciar el terrorismo.

Categorías
Arabia SauditaNoticiasSmall SlidesUS
Show Comments
Show Comments

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines