Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

EE.UU. declara sobre su presencia en Oriente Medio y dice que "no se va a ninguna parte", entre rumores sobre el auge de China

El emir de Qatar, Sheikh Tamim bin Hamad Al Thani, el rey Abdalá II de Jordania, el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohammed bin Salman, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el rey de Bahréin, Hamad bin Isa Al Khalifa, durante la Cumbre de Seguridad y Desarrollo de Yedda, el 16 de julio de 2022. [Corte Real de Arabia Saudí - Agencia Anadolu]

Estados Unidos y la administración del presidente Joe Biden han insistido en que el país y su presencia en Oriente Medio "no se van a ir a ninguna parte", contrarrestando las afirmaciones de que China le está sustituyendo como país hegemónico en la región.

En declaraciones a la cadena de noticias estadounidense CNBC, el enviado especial de EE.UU. para Yemen -Tim Lenderking- comentó la supuesta visita del presidente chino Xi Jinping a Arabia Saudí la próxima semana, afirmando que cabe esperar visitas diplomáticas de otras potencias mundiales.

Afirmó que Washington había reiterado firmemente su compromiso de mantener su presencia e influencia en Oriente Medio durante la visita del presidente Biden a la región el mes pasado. "El principal mensaje que el presidente llevó a la región es que Estados Unidos no se va a ir a ninguna parte", dijo Lenderking

Subrayó que EE.UU. es "un socio vital no sólo para Arabia Saudí, sino para cada uno de los países de la región", y añadió que "se puede contar con que permanezca en la vecindad como apoyo a los países y a su seguridad. Esa es una prioridad estadounidense".

LEER: Protestas en el norte de Siria tras las declaraciones del ministro de Exteriores turco sobre una posible reconciliación con el régimen de Assad

En lo que será la primera visita oficial al extranjero del presidente Jinping en dos años, al parecer se reunirá con el príncipe heredero saudí Mohammed bin Salman en un esfuerzo por impulsar aún más los lazos entre Pekín y Riad. Según los críticos, se espera que el primer ministro chino sea recibido con más pompa y celebración que la que recibió Biden en el reino el mes pasado, lo que parece demostrar el declive de la influencia estadounidense en la región y el ascenso de China.

Lenderking también comentó el mantenimiento de la tregua mediada por la ONU en Yemen, que, según dijo, se vio reforzada por la visita de Biden a Arabia Saudí. "Creo que estamos mejor que el 50%; no habría dicho eso hace seis meses. Tenemos un momento para cambiar el curso del conflicto. Este es el momento de hacerlo".

Destacó los objetivos comunes entre EE.UU. y China en relación con la situación en Yemen, afirmando su convicción de que Pekín también quiere "ver progresos en Yemen durante su [actual] presidencia en el Consejo de Seguridad [de la ONU]". El enviado lo calificó como un "elemento importante en el que podemos encontrar puntos en común entre nosotros".

Categorías
ChinaNoticiasOriente MedioSmall SlidesUS

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines