Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Kamal Al-Khatib: hay que revisar la gestión de las Dotaciones de Jerusalén

Vista general de Jerusalén Este mientras los palestinos se reúnen para protestar por la destrucción de Israel en la zona tras una oración del viernes en el barrio de Silwan, en Jerusalén Este, el 28 de agosto de 2020 [Mostafa Alkharouf/Anadolu Agency].

En su primera comparecencia tras ser vetado por las autoridades de ocupación israelíes, el sheij Kamal Al-Khatib, vicepresidente del Movimiento Islámico en la 48 Palestina, advirtió de los múltiples peligros que afligen a la sagrada mezquita de Al-Aqsa y exigió enérgicamente una reevaluación de la actuación del Waqf (Departamento de Dotaciones Islámicas) de Jerusalén ocupada.

En una entrevista exclusiva con Arabi21, Al-Khatib explicó que "los patios de la bendita mezquita de Al-Aqsa han visto recientemente acontecimientos sin precedentes, en un intento de demostrar la soberanía política, de seguridad y religiosa de Israel sobre la mezquita de Al-Aqsa".

Añadió: "Se pueden ver manifestaciones de oración, la realización de rituales religiosos, la celebración de contratos matrimoniales, el levantamiento de palmas en días festivos, la entrada en la mezquita de Al-Aqsa con ropas de sacerdote y el toque de trompeta."

Subrayó que todo lo anterior "fue sin duda el preludio de un intento de demostrar la soberanía israelí", señalando que "la gran obra teatral que tuvo lugar recientemente cuando el Tribunal de Magistrados israelí aprobó la permisibilidad de que los judíos rezaran en la mezquita de Al-Aqsa, siempre que las oraciones fueran silenciosas".

LEER: Bennett revela su plan para introducir a medio millón de judíos en Israel

Al-Khatib continuó: "Luego, un día después, el Tribunal Central vino a anular esta decisión, como si hubiera una justicia israelí y una comprensión israelí de nuestro derecho a la mezquita de Al-Aqsa, y los medios de comunicación árabes y oficiales vitorearon a los regímenes políticos por esta decisión y esto, de hecho, fue un paso más en el fraude."

Llamó la atención sobre el hecho de que "el hecho de que aceptáramos que el caso de la mezquita de Al-Aqsa se presentara ante la ocupación israelí a través de sus tribunales, es en sí mismo un reconocimiento de su soberanía, por lo que nunca aceptaremos; no que se decida sobre el caso de la mezquita de Al-Aqsa, ni el Tribunal de Magistrados ni el Tribunal Central".

Subrayó que "la toma de nuestro derecho sólo puede ser a través de la desaparición de esta ocupación, y nuestra plena soberanía islámica sobre la Mezquita de Al-Aqsa", advirtiendo del peligro de "promover estos engaños, trucos y fabricaciones mediáticas, para que no nos dejemos llevar y nos sintamos tranquilos por esta ocupación, y nunca creamos que tiene buenas intenciones para la bendita Mezquita de Al-Aqsa."

En cuanto a la posición del Departamento de Dotaciones Islámicas en la gestión de la bendita Mezquita de Al-Aqsa, Al-Khatib subrayó que "necesita una revisión, simplemente porque hay ciertas cosas que nadie puede entender al entrar en la Mezquita de Al-Aqsa", y pidió que "se trabaje seriamente para imponer la soberanía y la tutela a través del Ministerio jordano de Awqaf y del Departamento de Dotaciones, que goza del apoyo árabe e islámico mundial".

Se dirigió a ellos: "No sois débiles para estar en las condiciones que vemos ahora. Por lo tanto, exijo que se revise seriamente la política y la aprobación de la gestión de algunas personas allí, para que no se nos dé por descontado a la luz de estas condiciones."

Señaló que la tercera cosa que quiere abordar es que "el año pasado, específicamente en el último mes de Ramadán, se produjeron incursiones que condujeron al "regalo de la dignidad" y los acontecimientos violentos que tuvieron lugar, como una victoria para la mezquita de Al-Aqsa, y luego el mes de octubre ha visto ataques y violaciones."

Sugirió que "durante el Ramadán de 2022, que coincide con las fiestas judías en su primera versión, en el mes de abril, habrá inevitablemente grandes acontecimientos en la bendita mezquita de Al-Aqsa".

LEER: Bennett no controla a los ministros de su gabinete

El cuarto punto al que se refirió el diputado del movimiento islámico fue el de las manifestaciones de las violaciones israelíes, su exacerbación y fomento, y lo atribuyó a tres razones: la normalización, la coordinación y la renovación.

Explicó a Arabi21 que "la normalización concierne a los regímenes árabes que se apresuran y se apresuran a normalizar sus relaciones con Israel, e incluso han llegado al punto de que sus delegados, turistas y visitantes, rezan contra el Muro de Al-Buraq, afirmando que es el "Muro de las Lamentaciones", en lugar de llegar a la Qiblah de los musulmanes, como hizo la delegación bahreiní.

Al-Khatib continuó: "El papel de coordinación de la seguridad que desempeña la Autoridad de Ramallah supone un peligro para Jerusalén y la bendita mezquita de Al-Aqsa", y señaló que "el tercer papel está relacionado con la renovación, y me refiero aquí a la presencia de un partido árabe que apoya al gobierno de Naftali Bennett, que ahora está profanando la mezquita de Al-Aqsa. Se trata del partido Lista Árabe Unida (Ra'am), dirigido por Mansour Abbas".

Consideró que el partido Ra'am ahora "da cobertura, le guste o no, a estas incursiones", señalando que "el gobierno de Bennett se siente cómodo y tranquilo con su derecho a hacer lo que quiera y se siente seguro para formar su gobierno".

Categorías
IsraelNoticiasOriente MedioPalestinaSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines