Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Los prisioneros israelíes son el tesoro de las Brigadas Qassam

El jefe de Hamás en Gaza, Yahya Sinwar, asiste al desfile de las Brigadas Ezzeddin al-Qassam, el brazo armado del grupo palestino Hamás, en la ciudad de Gaza, el 30 de mayo de 2021. [Ashraf Amra - Agencia Anadolu]

Una tormenta de especulaciones ha seguido a las declaraciones de los líderes políticos y militares de Hamás en la Franja de Gaza, especialmente en relación con la cuestión de los soldados de la ocupación capturados por las Brigadas Izz Al-Din Al-Qassam, el brazo armado del movimiento. Estamos ante un escenario surrealista y nada claro, abierto en todos los frentes a las presunciones y a los intentos de leer entre líneas.

Los israelíes están amargados por la captura de sus soldados y no saben si son cuatro o cinco los retenidos, y si están vivos o muertos. El gobierno se ve obligado a entrar en el laberinto de las negociaciones indirectas para su liberación. En esta situación, es como si tratara con fantasmas, y se le exige que lo dé todo sin ver nada.

Con el paso del tiempo estamos asistiendo a un notable desarrollo del discurso de las Brigadas Qassam, compensado por un desarrollo en el uso de herramientas que remiten a alguna información indirecta sobre el estado de los prisioneros de guerra del ejército de ocupación. Recientemente, esto se ha traducido en una grabación de audio que dice haber sido realizada por uno de los prisioneros israelíes, que pide ayuda a su gobierno y a su familia para salvarle del cautiverio y obtener su liberación.

El ala militar del grupo palestino Hamás, las Brigadas Izz ad-Din al Qassam, patrullan en una calle de la ciudad de Gaza, el 23 de abril de 2021. [Ashraf Amra - Agencia Anadolu]

Está claro que la resistencia está pasando por encima de los intermediarios y los gobiernos y enviando un mensaje directo a la opinión pública israelí. Al hacerlo, está tocando el nervio expuesto de las contradicciones israelíes respecto a la realidad de la situación de los judíos etíopes en el autodenominado "Estado judío". Es probable que la grabación sea de la voz de Avera Mengistu, un etíope, que preguntaba si las autoridades están realmente pensando en todos los soldados israelíes en cautividad, preocupándose por ellos y trabajando por su liberación. La inferencia es que el gobierno de ocupación no está tan preocupado por su cautiverio como lo estuvo con el caso de Gilad Shalit, que estuvo retenido en Gaza durante cinco años antes de ser liberado en 2011 a cambio de 1.027 prisioneros palestinos.

De este modo, la resistencia está poniendo en aprietos al primer ministro israelí con respecto a las mentiras que está promoviendo ante la opinión pública de que los soldados están muertos y que las negociaciones se llevan a cabo sólo para que sus cuerpos sean devueltos. Este enfoque de la resistencia se basa en la calma y la confianza, y tiene como objetivo final insultar a los militares, al aparato de seguridad y a los medios de comunicación israelíes.

Las Brigadas Qassam están enviando mensajes sobre los prisioneros para reactivar su causa y presionar al gobierno israelí. Sólo está revelando una pequeña parte de su tesoro de inteligencia enterrado en lo más profundo, lleno de secretos y de soldados. La caja negra no se abrirá hasta que se abran las celdas israelíes que privan a nuestro pueblo de su libertad.

LEER: Israel busca cambiar de un gobierno de derechas a otro, quizás aún más, de derechas

Este artículo apareció por primera vez en árabe en Arabi21 el 7 de junio de 2021

Las opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor y no reflejan necesariamente la política editorial de Monitor de Oriente.

Categorías
ArtículosArtículos de OpiniónAsia y AméricaIsraelOriente MedioPalestinaRegiónUS

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines