Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Jordania asegura la custodia de Al-Aqsa por temor a una toma de posesión saudí

Los palestinos se reúnen para realizar la oración del viernes en el complejo Masjid Al-Aqsa en la Ciudad Vieja de Jerusalén Oriental el 6 de noviembre de 2020 [Mostafa Alkharouf/Agencia Anadolu]

El reino hachemita de Jordania ha ratificado su custodia de la mezquita de Al-Aqsa tras la preocupación de que el destino de los lugares sagrados islámicos de Jerusalén pueda estar en juego en cualquier futura normalización entre Israel y Arabia Saudita. Las preocupaciones son particularmente fuertes durante estas semanas que quedan de la administración del presidente estadounidense Donald Trump.

El Ministerio de Asuntos Exteriores en Amman publicó una declaración el miércoles por la noche desafiando lo que llamó "intentos de alterar el status quo histórico y legal" del Noble Santuario de Al-Aqsa. La advertencia se emitió sin ningún efecto catalizador aparente, pero se produjo a raíz de una reunión entre el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu y Mohammad Bin Salman. El príncipe heredero saudí ha negado que la reunión haya tenido lugar, a pesar de que los medios de comunicación israelíes y estadounidenses lo han informado.

Se dice que los jordanos están alarmados por lo que ven como una prisa por formalizar los lazos entre Riad y Tel Aviv. Temen que la custodia de Al-Aqsa pueda ser ofrecida a los saudíes para endulzar un acuerdo entre el estado de ocupación y la monarquía absoluta en la frontera sur de Jordania.

LEER: América Latina celebrará una semana de actividades en solidaridad con Palestina

"El Reino seguirá esforzándose por proteger y cuidar la mezquita y preservar los derechos de todos los musulmanes a la misma, en cumplimiento de la custodia hachemita de los lugares sagrados musulmanes y cristianos de Jerusalén", dijo el ministerio.

Un informe de The Guardian dice que la declaración de Amman fue hecha después de una llamada entre el presidente electo de EE.UU. Joe Biden y el rey Abdullah de Jordania. Esto sugiere que la declaración del miércoles fue coordinada entre los dos hombres.

El status quo en la Ciudad Santa es que la custodia de la Mezquita Al-Aqsa, así como la Cúpula de la Roca y otros sitios islámicos y cristianos, está en manos de Jordania, a pesar de la ocupación israelí de Jerusalén. Es probable que los cambios que se produzcan en este sentido desencadenen una violenta reacción.

Se dice que Trump y el secretario de estado Mike Pompeo, que estaba en el avión con Netanyahu para la reunión con Bin Salman en el norte de Arabia Saudita a principios de esta semana, están tentados a cambiar el status quo ofreciendo los sitios musulmanes a Arabia Saudita como la pieza central de un acuerdo de normalización.

LEER: Soldados israelíes matan a tiros a un conductor palestino en un puesto de control

Arabia Saudita es el "gran premio" para Netanyahu, según Jawad Anani, cuyos comentarios fueron reportados por The Guardian. Sin embargo, el ex asesor real de alto rango y ministro de relaciones exteriores jordano no cree que Riad tenga tanto interés como Trump y Netanyahu en normalizar las relaciones bajo la actual administración en Washington.

"No creo que los saudíes se apresuren a dar más crédito al Sr. Netanyahu, o incluso al Sr. Trump en este momento", explicó Anani, "porque tienen que lidiar con cuatro años de una administración estadounidense potencialmente poco amistosa [si lo hacen]".

Categorías
Arabia SauditaIsraelJordaniaNoticiasOriente MedioPalestina

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines