Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

¿Será Irak el próximo en subirse al carro de la normalización?

El primer ministro iraquí Mustafa al-Kadhimi se reúne con el presidente de los Estados Unidos Donald J. Trump en la Casa Blanca durante su visita oficial a Washington, Estados Unidos el 21 de agosto de 2020.

Parece que el tren de la normalización que despegó recientemente de Abu Dhabi no está lejos de pasar por Bagdad. A pesar del sombrío panorama en Irak, y los conflictos regionales e internacionales que controlan muchos aspectos de su propia situación, una lectura cuidadosa de los detalles puede llevarnos a la conclusión de que la normalización iraquí con el estado de ocupación puede ser la siguiente en la línea.

Iraq es el único país, más allá de sus vecinos inmediatos, que ha entablado una lucha directa con Israel, y quizás incluso el único Estado cuyos misiles han alcanzado Tel Aviv, después de más de una década de silencio desde la firma de los acuerdos de paz. Esto fue en 1991 cuando el Iraq lanzó sus misiles de largo alcance contra el ocupante colonial. Creo que esa fue la principal razón por la que el gobierno fue posteriormente derrocado y el Iraq fue ocupado.

Con el acuerdo, los Emiratos Árabes Unidos abandonan la lucha palestina – Caricatura [Sabaaneh/Monitor Medio Oriente]

Más importante que las controversias del pasado, en el Iraq actual, dirigido por partidos y fuerzas político-religiosas leales a Irán, se ha lanzado una campaña masiva contra Abu Dhabi tras su acuerdo de normalización con Israel. Un parlamentario incluso ha pedido que se cambie el nombre del Hospital Sheikh Zayed por esto. Sin embargo, el primer ministro iraquí Mustafa Al-Kadhimi regresó de Washington después de una visita descrita en los EE.UU. como exitosa y declaró que las acciones de los Emiratos Árabes Unidos son un asunto interno en el que Irak no debe interferir. Fuentes cercanas a él dijeron que podría visitar los Emiratos pronto, ignorando la condena nacional y regional de la decisión de normalización de los Emiratos.

Para completar la escena, después de que Al-Kadhimi regresara de los EE.UU., Amman estaba programada para acoger una cumbre tripartita entre el líder iraquí, el rey Abdullah II de Jordania y el presidente egipcio Abdel Fattah Al-Sisi. Se describió como un preludio para revelar el “Nuevo Levante”, un proyecto que Al-Kadhimi anunció en Washington. Este parece ser un proyecto americano que fue presentado previamente al predecesor de Al-Kadhimi, Adel Abdul Mahdi, quien asistió a una cumbre similar hace aproximadamente un año. Sin embargo, parece que no le entusiasmó el proyecto o, para ser más precisos, el Irán no le entusiasmó, porque es consciente de los objetivos de cualquier violación árabe de su muro de separación en el Iraq.

LEER: OLP: Jordania reitera su adhesión a la Iniciativa de Paz Árabe

El “Nuevo Levante” incluye los dos países árabes que normalizaron las relaciones con Israel antes que cualquier otro, Egipto y Jordania. El nombre del proyecto, que era desconocido antes de la declaración de Al-Kadhimi al Washington Post, ha dejado muchas preguntas sin respuesta, entre ellas cuál es la naturaleza de la cooperación entre este trío árabe. ¿Y es realmente un intento de restablecer las condiciones económicas de los tres países mediante la integración de diferentes carteras o sus aspectos ocultos? En cualquier caso, no podemos aislar esta cumbre del curso de los acontecimientos en la región hoy en día, incluyendo la normalización de los Emiratos Árabes Unidos con Israel y la falta de cualquier objeción o condena oficial de Bagdad. También está la visita de Al-Kadhimi a Washington, en la que se dijo que había recibido un apoyo americano que ningún otro ex funcionario iraquí ha recibido, lo que puede haberle permitido hacer cambios en la dirección de las fuerzas armadas. Esto fue considerado una vez como una línea roja debido a la afiliación de los oficiales superiores a un partido u otro.

Los Emiratos Árabes Unidos normalizan sus relaciones con Israel – Caricatura [Sabaaneh/Monitor Medio Oriente]

La creencia general en Irak, particularmente entre los ciudadanos comunes, es que el estado de ocupación israelí es un usurpador y la normalización en cualquier forma no debe ocurrir. Sin embargo, esto por sí solo no será suficiente para obstaculizar cualquier decisión sobre el proceso, especialmente si hay promesas de EE.UU. de proporcionar el apoyo al gobierno de Al-Kadhimi necesario para salvar a Irak de las garras de un actor no estatal representado por los grupos armados apoyados por Irán, e incluso las fuerzas políticas.

No será fácil para Irak tener relaciones normalizadas con Israel y por lo tanto el movimiento posiblemente se posponga. Sin embargo, no es imposible. Tenemos que recordar que ha habido muchos informes en el pasado sobre las visitas de los diputados iraquíes a Israel, que han negado, por supuesto.

LEER: El gobierno de Israel impedirá la evacuación del asentamiento de Mitzpe Kramim

Hoy en día, Irak es un escenario abierto para el conflicto entre los EE.UU. e Irán, donde los intereses se superponen, se cruzan y se entrelazan. El resultado de este conflicto determinará, en gran medida, la orientación de Irak, no sólo en cuanto a sus relaciones con Israel, sino también en cuanto a sus relaciones con los países árabes vecinos que parecen estar animando a Bagdad a subirse al carro de la normalización. Arabia Saudita, que será el próximo destino extranjero de Al-Kadhimi dentro de unos días, también puede empujar a Irak en esta dirección, aunque todavía no haya dado el paso.

Si los EE.UU. realmente se las arregla para contener la influencia de Irán en Irak, como afirma, esto sería a cambio de la normalización con Israel. Nos guste o no, las urnas son capaces de traer a partes que justifiquen tal traición.

Las opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor y no reflejan necesariamente la política editorial de Monitor de Oriente.

 

Categorías
ArtículosArtículos de OpiniónEmiratos Árabes UnidosIrakIsraelOriente Medio
Recordando La Masacre De Rabaa

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines