Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Miles de personas toman las calles de Argelia para exigir un nuevo liderazgo

Una gran protesta en el Día de la Independencia de Argelia pone de relieve la ira por la transición política posterior a Bouteflika en el país
Los manifestantes gritan consignas contra el jefe militar argelino Ahmed Gaid Salah en Argel (Reuters)

Decenas de miles de argelinos protestaron en la capital, Argel, y reiteraron su llamamiento a la élite militar y política del país para que ceda el poder tras la caída del líder Abdelaziz Bouteflika.

La protesta del viernes, que coincidió con el Día de la Independencia de Argelia, marcó la vigésima semana consecutiva que los argelinos se reúnen para expresar su descontento y exigir una revisión completa del sistema político del país.

Los manifestantes en Argel gritaron consignas contra el jefe militar Ahmed Gaid Salah, quien emergió como líder después de la renuncia de Bouteflika a principios de abril y tras semanas de manifestaciones masivas contra su intento de postularse para un quinto mandato.

"Gaid Salah, fuera", gritaron algunos el viernes, según informó la AFP. "Gaid Salah está con los traidores", dijeron otros.

Salah, quien había presionado para que Bouteflika fuera depuesto bajo una enmienda constitucional poco utilizada antes del derrocamiento del ex presidente, ha insistido repetidamente en que las elecciones son el mejor camino para Argelia.

Se habían previsto inicialmente unas elecciones para esta semana, pero fueron pospuestas por las autoridades.

"El sistema está corrupto, totalmente corrupto. Por lo tanto, exigimos la eliminación de todos los que estaban en el sistema de Bouteflika", dijo a Reuters Slimani Hached, de 23 años, que trabaja en una firma estatal en Argel.

Los manifestantes pidieron nuevamente la destitución del presidente interino de Argelia, Abdelkader Bensalah, y del primer ministro Nouredine Bedoui, ambos vistos como aliados cercanos de Bouteflika.

En un discurso dirigido a la nación el miércoles, Bensalah, cuyo mandato interino terminará la próxima semana según lo estipulado por la constitución argelina, prometió que el liderazgo actual y las fuerzas armadas del país no participarían en ese diálogo.

"Todos los componentes del estado, incluidos los militares, no participarán en este diálogo y mantendrán la mayor neutralidad durante la duración de ese proceso [del diálogo]", dijo Bensalah.

Especificó que los participantes en el diálogo tendrían la libertad de discutir y debatir las condiciones necesarias "para garantizar la credibilidad de la votación".

Sin embargo, el llamado de Bensalah para el diálogo ha sido rechazado por los manifestantes.

Una manifestante, Linda Hamrouche, de 28 años, dijo a la AFP el viernes que los líderes argelinos estaban "reformulando las mismas propuestas".

"Su único objetivo es mantener el sistema actual", dijo a la agencia de noticias. "Así que no hay diálogo bajo esas condiciones".

 

 

 

Vía Arabia.Watch

Categorías
ÁfricaArgeliaNoticias

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines