Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

ONU: 70% de las municiones sin detonar permanecen bajo los escombros en Iraq

Rodeados por artefactos explosivos improvisados y minas terrestres no registrados, los trabajadores petroleros evalúan el daño causado por Daesh en Iraq [Ty Faruk / Middle East Monitor]

El setenta por ciento de las municiones y las minas sin detonar aún se encuentran bajo los escombros en Iraq, dijo ayer el Servicio de las Naciones Unidas de Actividades relativas a las Minas (UNMAS).

"La presencia de municiones y minas sin explotar en las áreas de Iraq liberadas de las garras de Daesh continúa dificultando el regreso seguro y voluntario de los desplazados internos", dijo la Agencia Anadolu en una declaración del UNMAS.

A pesar del hecho de que las fuerzas iraquíes recapturaron muchas áreas en todo el país hace dos años, señaló la organización de la ONU, los riesgos explosivos continuaban siendo "uno de los principales inhibidores para el regreso seguro, digno y voluntario de los desplazados internos a sus hogares".

Por su parte, el gerente principal del programa de UNMAS, Pehr Lodhammar, dijo que los peligros explosivos "continuaban teniendo un efecto adverso en las comunidades afectadas de Iraq".

Leer: German Foreign Minister in Iraq for talks on Mideast tensions

"Nuestro mandato principal es facilitar un retorno seguro y voluntario para los desplazados internos hacia sus hogares", señaló Lodhammer, y destacó que la organización no pudo lograr su misión "mientras que aproximadamente el 70 por ciento de los peligros de explosivos aún se encuentran bajo los escombros".

Las minas y bombas sin explotar son uno de los principales desafíos que impiden a las autoridades iraquíes repatriar a las personas desplazadas en las áreas liberadas del norte de Iraq, particularmente en Nínive y Kirkuk.

Según las estadísticas del ministerio de inmigración iraquí, un total de 3,1 millones de iraquíes de los 5,5 millones, que fueron desplazados de las gobernaciones del norte y oeste del país tras los eventos de junio de 2014, regresaron a sus hogares y el resto permaneció en campamentos en la región del Kurdistán.

A finales de 2017, el gobierno iraquí anunció la liberación de todo el país, incluido Mosul, de Daesh. Sin embargo, se dice que el grupo militar ha mantenido algunas células en todo el país devastado por la guerra.

Categorías
IrakNoticiasOriente Medio

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines