Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Millones de sudaneses en una marcha que se celebrará en Jartum en vista de los conflictos con el ejército

Los manifestantes sudaneses se reúnen después del llamado de la Declaración de Libertad y Cambio (DFC), una alianza de grupos de oposición, frente a la sede militar durante las manifestaciones actuales, que exigen un gobierno de transición civil en Jartum, Sudán, el 2 de mayo de 2019. [Mahmoud Hjaj - Agencia Anadolu]

Un gran número de manifestantes sudaneses participarán en una marcha en Jartum el jueves, con el fin de presionar al ejército para que entregue el poder a los civiles tras los conflictos con el consejo militar gobernante.

Las dos partes acordaron el principio de formar un consejo integrado compuesto por representantes militares y civiles para dirigir el país. Sin embargo, aún no están de acuerdo con la composición del consejo, ya que los militares quieren que el consejo conste de 10 escaños, siete de los cuales sean para representantes militares, mientras que tres sean para civiles.

Los manifestantes, sin embargo, quieren que el Consejo Conjunto consista de 15 escaños con mayoría civil y solo siete escaños para representantes militares. La Coalición por la Libertad y el Cambio, que organiza las protestas, cree que el ejército "no se toma en serio" el hecho de entregar el poder a los civiles, aunque han transcurrido tres semanas desde que el presidente Omar Al-Bashir fue derrocado.

Leer: Sudan grants Bashir-era officials 48 hours to leave government properties

La coalición convocó una "marcha del millón" para exigir la administración civil tras las diferencias con el consejo militar gobernante sobre la composición del consejo conjunto. La convocatoria de los manifestaciones ha agravado la tensión entre las dos partes.

El consejo militar advirtió que no permitiría el "caos", instando a los manifestantes a desmontar las barreras temporales que habían erigido alrededor del lugar principal de protesta, frente a la sede del ejército de Jartum.

También se pidió a los manifestantes que reabriesen las carreteras y puentes, frente a la sede, que habían cerrado durante semanas, incluso tras el despido del presidente Omar Al-Bashir.

Agravando aún más el conflicto, el consejo militar anunció que seis de sus miembros habían muerto en los enfrentamientos con los manifestantes en todo el país.

"El Consejo Militar de Transición no es serio en cuanto a entregar el poder a los civiles e insiste en que el consejo soberano conjunto sea militar con una representación menor de civiles", declaró Mohammad Naji El-Asam, líder de la Alianza por la Libertad y el Cambio.

Destacó que "el consejo militar gobernante está extendiendo sus poderes diariamente", y pidió a la comunidad internacional que apoye las opciones del pueblo sudanés.

En una entrevista con Agence France-Presse (AFP), Sadeq Al-Mahdi, líder del partido de la oposición sudanesa, Umma, advirtió a los líderes de las protestas de no provocar más a los miembros del consejo militar de transición, y agregaron que entregarán el poder a la administración civil tan pronto como lo han exigido los manifestantes.

"No debemos provocar al consejo militar tratando de privarlo de su legitimidad o de su papel significativo en la revolución", agregó Al-Mahdi. "No deberíamos desafiarlos de una manera que pueda obligarlos a demostrar que son diferentes". A su vez, el vicepresidente del Consejo Militar, Mohammad Hamdan Daklo, apodado Hamidati, dijo que el consejo militar está "comprometido con las negociaciones, pero no permitirá el caos".

Leer: UAE: Arab states support Sudan transition, want stability

El portavoz militar, el teniente general Shamsuddin Al-Kabbashi, explicó que "debido a las tensiones que están afectando al país, las fuerzas armadas deben permanecer en el consejo soberano". Las protestas en Sudán tomaron un rumbo diferente cuando miles de manifestantes comenzaron a reunirse frente al cuartel general del ejército en la capital el 6 de abril, exigiendo a las fuerzas armadas que los apoyasen para derrocar a Al-Bashir. Cinco días después, el ejército tomó el poder mediante el establecimiento de un consejo militar de transición y derrocó a Al-Bashir, después de meses de protestas que se iniciaron en el contexto del aumento de los precios del pan.

Desde entonces, el Consejo ha rechazado las peticiones de entregar el poder, lo que ha llevado a los manifestantes a acusar a los miembros del consejo de no ser mejores que Al-Bashir. Como un paso adelante, las dos partes acordaron el sábado formar un equipo conjunto militar-civil para allanar el camino para un gobierno civil. Los gobiernos occidentales adoptaron las demandas de los manifestantes, mientras que los países árabes del Golfo apoyaron el consejo militar, y las naciones africanas pidieron que se les proporcionara más tiempo antes de entregar el poder a los civiles. Por otro lado, la Unión Africana otorgó al consejo militar sudanés un plazo adicional de 60 días para entregar el poder a un organismo civil; de lo contrario, suspendería la afiliación de Sudán a la unión.

Categorías
ÁfricaNoticiasSudán

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines