Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

HRW: Los bancos de Israel financian los asentamientos

Trabajos de construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania [Foto de archivo]

Los bancos más grandes de Israel están financiando la construcción de asentamientos ilegales en la Cisjordania ocupada, aunque no están obligados a hacerlo por ley, según un informe publicado ayer por Human Rights Watch (HRW).

La organización acusa a los bancos de violar sus responsabilidades en virtud del derecho internacional al contribuir a los abusos contra los derechos humanos que entraña la construcción de asentamientos. La organización ha desmentido las declaraciones de algunos bancos, que afirmaban estar obligados a proporcionar tal financiación.

“Además, los servicios que ofrecen en los asentamientos hacen que la vida sea más sostenible. Están proporcionando servicios a los negocios de los asentamientos”, declaró a MEMO Sari Bashi, directora de defensa de Israel y Palestina en HRW.

Leer: Israel construye el primer asentamiento de Cisjordania en 25 años

Los bancos israelíes proporcionan préstamos a empresas de construcción, así como a compradores de viviendas y consejos de asentamientos. La mayoría también tiene sucursales en Cisjordania para facilitar el acceso de los colonos. La ley israelí exige que los bancos sirvan a todos los ciudadanos, incluidos los colonos, por lo que no tienen obligación de prestar sus servicios a las empresas de construcción.

Los bancos israelíes están financiando la construcción de asentamientos y facilitando la expansión de los asentamientos como una cuestión de elección, no porque estén de alguna manera obligados a hacerlo bajo la ley interna“, enfatizó la directora.

HRW pidió a los bancos que suspendan los negocios con las organizaciones que construyen asentamientos, y a los inversores institucionales para asegurarse de que sus negocios afiliados no se beneficien de tierras ilegalmente confiscadas a palestinos.

El informe cita los ejemplos de la Iglesia Metodista Unida y el fondo de pensiones holandés PGGM, han cesado sus actividades con los cinco bancos más grandes de Israel debido a sus operaciones en los territorios ocupados.

“Sabemos que muchos inversionistas extranjeros ya están conversando con bancos israelíes sobre sus actividades en los asentamientos, las preguntas y sugerencias que ponemos en el informe están diseñadas para ayudar a los inversionistas a tomar una decisión”, agregó Bashi.

Leer: Las autoridades israelíes establecen nuevos asentamientos en Jerusalén Este

Unos 400.000 israelíes viven en asentamientos en Cisjordania y otros 200.000 colonos viven en la Jerusalén oriental ocupada.

Todos los asentamientos israelíes son ilegales en virtud del derecho internacional y han sido condenados por la ONU en numerosas ocasiones.

La negativa de Israel a prestar atención a esas críticas ha sido identificada como un obstáculo importante para el proceso de paz. El cese inmediato de toda actividad que tenga que ver con la construcción de asentamientos es un requisito fundamental de la Autoridad Palestina.

Desde que el presidente estadounidense, Donald Trump, asumió el poder, Israel recibió luz verde para construir más de 6.000 unidades de asentamiento en la Jerusalén oriental ocupada y en Cisjordania.

 

Categorías
HRWIsraelNoticiasOrganizaciones InternacionalesOriente MedioPalestina

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba