Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

El Othmani: "El gobierno está trabajando para responder rápidamente a las demandas del Rif"

Imagen del nuevo Primer Ministro de Marruecos, Saadeddine Othmani [Oficina de Prensa de PJD / Anadolu]

El primer ministro de Marruecos, Saad Eddine El Othmani ha asegurado que su gobierno está trabajando para responder a las exigencias del movimiento reivindicativo del Rif, en el norte del país "de manera rápida y razonable."

En el discurso de apertura de la reunión de gabinete, el jueves, divulgado en la web o oficial del primer ministro, El Othmani dijo que "la cuestión de Alhucemas está siempre presente ya que tenemos y queremos dar respuesta a estas demandas de manera razonable, segura y en la medida de lo posible."

Añadió que su gobierno ha puesto en marcha una serie de "proyectos estratégicos" en la región que requieren de cierto tiempo para dar resultado y que "incluyen hospitales, carreteras y proyectos agrícolas así como otros proyectos en el ámbito de la vivienda”.

El político marroquí hizo un llamamiento a sus ministros para garantizar el seguimiento continuo de los proyectos iniciados para garantizar que se completen a tiempo.

También hizo hincapié en la necesidad de proteger la propiedad privada y pública agregando que "la seguridad y la estabilidad beneficiarán a todos."

El primer ministro recordó la necesidad del “respeto de los derechos humanos y los derechos de los acusados así como a los procedimientos judiciales tal como lo estipula la ley."

Previamente anunciada Mohammed Oqoar, Fiscal General en la Corte de Apelación de Alhucemas, el número de personas detenidas tras los acontecimientos de Alhucemas asciende a 40.

Diferentes manifestaciones y marchas de solidaridad con el movimiento reivindicativo del Rif han tenido lugar en diferentes zonas del país incluyendo Rabat y Casablanca, las principales ciudades de Marruecos, como también en Tánger y Fez.

Las protestas comenzaron a raíz de la muerte del comerciante de pescado Mohsen Fikri, que murió triturado por un camión recogida de residuos, mientras trataba de evitar que las fuerzas de seguridad se deshicieran de su mercancia.

Desde entonces, se han continuado organizando marchas de protesta para exigir mayor desarrollo y el "fin de marginación” en la zona norte del país.

Mustafa Khalafi, portavoz del Gobierno marroquí confirmó durante una rueda de prensa hace unos días que las demandas de los vecinos de la provincia de Alhucemas son legítimas, pero acusó a los partidos locales de intentar "crear un estado de tensión social y política" en la gobernación.

Categorías
ÁfricaMarruecosNoticiasRegión

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines