Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

El régimen sirio avanza en Wadi Barada

Miembros de la oposición siria tratan de resistir en los suburbios de Damasco, el 7 de Enero de 2016 (Ammar el Bushy/Agencia Anadolu)

 

Fuerzas leales al presidente sirio Bashar Al-Assad junto a milicias chiíes avanzaron hoy en un punto estratégico de un valle cercano a Damasco, según ha informado una organización que hace un seguimiento diario del conflicto, mientras el gobernador de la región dijo que los combatientes de la oposición habían permitido entrar a ingenieros en la estación de bombeo que suministra el agua de la capital.

El área de Wadi Barada se ha convertido en el frente de batalla más intenso en la guerra civil siria, y la interrupción de los suministros de agua provocada por los enfrentamientos ha causado una grave escasez de agua potable en Damasco desde el comienzo del año.

El ejército del régimen y la organización chií libanesa Hezbollah obtuvieron el control casi completo de la ciudad de Bseima, acercándose a la fuente de Ain Al-Fijah, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (SOHR).

Sin embargo, el Wadi Barada Media Center dijo en Facebook que el régimen seguía bombardeando Bseima y que también hubo batallas intermitentes en el pueblo.

El gobernador de la provincia del Campo de Damasco dijo en comentarios transmitidos por televisión que los ingenieros habían entrado en Ain Al-Fijah para reparar el daño a la planta hidráulica. Esto fue confirmado por los activistas de Wadi Barada, quienes dijeron que a los técnicos se les había concedido un paso seguro después de que un alto el fuego entrara en vigor esta misma tarde.

El gobernador dijo que el acceso de los ingenieros era parte de un acuerdo más amplio con las facciones armadas de la oposición para detener la lucha en Wadi Barada. Esto incluiría la salida de algunos de ellos hacia otras áreas del país controladas por la oposición y un acuerdo con otros que permanecerían allí.

Los comentarios del gobernador no pudieron ser verificados ni confirmados, particularmente porque las batallas parecían estar en curso.

Un acuerdo anterior, que buscaba permitir que los equipos de reparación accedieran a las estaciones de bombeo de agua, se desplomó en medio de la decisión del régimen de Assad de comenzar a bombardear la zona.

El área se ha convertido en el foco principal de la lucha desde que el régimen retomó el control completo de Alepo el mes pasado. El conflicto, que se aproxima a su sexto año, ha sido extremadamente cruento desde 2011, cuando estallaron los enfrentamientos entre las fuerzas del régimen de Assad, respaldadas por Rusia, Irán y los chiíes internacionales, y la oposición que intenta expulsarlo, apoyado por Turquía, Estados Unidos y el Golfo Pérsico.

Esto se produce a pesar de un acuerdo de alto el fuego de dos semanas negociado por Rusia y Turquía, que es uno de los principales partidarios de muchos grupos rebeldes. Desde la tregua, casi 180 civiles han muerto en enfrentamientos y bombardeos, dijo el observatorio británico.

Categorías
NoticiasOriente MedioRegiónSiria

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines