Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Los planes de Suecia para ingresar en la OTAN se ven obstaculizados por el rechazo de Turquía

La ministra de Asuntos Exteriores de Suecia, Ann Linde, asiste a una sesión de una reunión de ministros de Asuntos Exteriores de la OTAN en Riga, Letonia, el 1 de diciembre de 2021. [GINTS IVUSKANS/AFP vía Getty Images]

Suecia solicitará formalmente el ingreso en la OTAN en los próximos días, según declaró el lunes la primera ministra, Magdalena Andersson, pero su proceso de adhesión, así como el de Finlandia, se vio obstaculizado cuando el presidente de Turquía, miembro de la OTAN, dijo que no aprobaría ninguna de las dos candidaturas, informa Reuters.

Suecia y Finlandia necesitan que cada uno de los 30 miembros de la OTAN apruebe sus solicitudes. Se esperaba que el proceso de ratificación durara hasta un año, pero las objeciones de Turquía lo han puesto en duda.

En una conferencia de prensa, el presidente turco, Tayyip Erdogan, dijo que Suecia y Finlandia no deberían molestarse en enviar delegaciones a Ankara para persuadir a Turquía de que apoye sus candidaturas.

"Ninguno de estos países tiene una actitud clara y abierta hacia las organizaciones terroristas", dijo Erdogan. "¿Cómo podemos confiar en ellos?"

Calificó a Suecia de "criadero" de organizaciones terroristas con terroristas en el Parlamento.

La invasión rusa de Ucrania ha sacudido la arquitectura de seguridad de Europa y ha obligado a Suecia y Finlandia a elegir un bando después de haberse mantenido al margen de la alianza de la OTAN liderada por Estados Unidos durante la Guerra Fría.

El gobierno socialdemócrata sueco, preocupado por la vulnerabilidad del país mientras se estudia su solicitud, esperaba un proceso de ratificación rápido.

Pero las objeciones de Turquía, que los líderes de la OTAN esperaban inicialmente que no causaran un gran retraso, parecen ahora presentar un serio obstáculo.

Un portavoz de la ministra de Asuntos Exteriores sueca, Ann Linde, declinó hacer comentarios.

Decisión histórica

La decisión de Finlandia y Suecia de solicitar el ingreso en la OTAN pone a ambos países en el camino de poner fin a las políticas de no alineación militar que habían definido sus estrategias de defensa desde el inicio de la Guerra Fría.

"Estamos dejando atrás una era y entrando en una nueva", dijo Andersson en una conferencia de prensa el lunes.

Dijo que la solicitud de Suecia podría presentarse en los próximos días y que se sincronizaría con Finlandia.

"La OTAN fortalecerá a Suecia, Suecia fortalecerá a la OTAN", dijo.

La decisión de abandonar el no alineamiento militar que ha sido un principio central de la identidad nacional sueca durante dos siglos refleja un cambio radical en la percepción pública en la región nórdica tras el ataque de Rusia a Ucrania.

Andersson dijo que Suecia no quería bases militares permanentes de la OTAN ni armas nucleares en su territorio si se aprobaba su adhesión.

El presidente ruso, Vladimir Putin, ofreció una respuesta suave a las decisiones, diciendo: "En lo que respecta a la expansión, incluidos los nuevos miembros Finlandia y Suecia, Rusia no tiene problemas con estos estados, ninguno".

Sin embargo, acusó a Estados Unidos de utilizar la ampliación de forma "agresiva" para agravar una situación de seguridad mundial ya difícil. Afirmó que Rusia responderá si la alianza avanza con armas o tropas.

El general Micael Byden, comandante de las Fuerzas Armadas suecas, dijo en una conferencia de prensa que la decisión de solicitar la adhesión era correcta desde una perspectiva estratégica militar y que la defensa de Suecia, unilateralmente o en cooperación con otros Estados, sería más fácil con Suecia formando parte de la OTAN.

"Sé, basándome en mis conversaciones y en las relaciones que mantengo con mis homólogos, que Suecia es bienvenida en la OTAN. Pero no sólo somos bienvenidos, también sé que Suecia como miembro hace más fuerte a la OTAN", dijo Byden.

Suecia ha recibido garantías de apoyo por parte de Estados Unidos, Reino Unido, Alemania y Francia, pero no ninguna garantía jurídicamente vinculante de ayuda militar.

En una declaración conjunta el lunes, los vecinos nórdicos Dinamarca, Noruega e Islandia también prometieron su apoyo.

Moscú califica su invasión de Ucrania de "operación militar especial" para librar al país de los fascistas, una afirmación que Kiev y sus aliados dicen que es un pretexto sin fundamento para una guerra no provocada.

LEER: EE.UU. levanta las sanciones de las zonas de Siria bajo control del YPG mientras Turquía condena la medida

Categorías
FinlandiaNoticiasOTANSmall SlidesSueciaTurquía

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines