Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Estados Unidos asegura que la muerte del investigador egipcio requiere ser investigada

El experto económico egipcio Ayman Hadhoud [Ayman Hadhoud/Facebook].

La muerte del investigador económico egipcio Ayman Hadhoud requiere una investigación "exhaustiva, transparente y creíble", dijo el lunes el Departamento de Estado de Estados Unidos, después de que Hadhoud muriera en un hospital psiquiátrico de El Cairo al que fue enviado por los servicios de seguridad que lo detuvieron, informa Reuters.

Estamos profundamente preocupados por las informaciones que rodean la muerte y la custodia del investigador egipcio Ayman Hadhoud y las denuncias de que fue torturado mientras estaba detenido. Creemos que las circunstancias de su detención y el trato que recibió, así como su muerte, requieren una investigación exhaustiva, transparente y creíble sin demora,

dijo el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, en una reunión informativa.

El mes pasado, el grupo de derechos Amnistía Internacional afirmó en un comunicado que su investigación, basada en registros oficiales, entrevistas a testigos y expertos independientes que examinaron fotos filtradas del cadáver de Hadhoud, sugería claramente que había sido torturado o sometido a otros malos tratos antes de su muerte.

Los servicios de seguridad detuvieron a Hadhoud en febrero y lo enviaron a un hospital psiquiátrico de El Cairo, donde murió. La fiscalía egipcia dijo el mes pasado que no había encontrado pruebas de violencia criminal en la muerte de Hadhoud.

Hadhoud era un experto económico independiente y miembro del Partido Liberal de la Reforma y el Desarrollo, que tiene una pequeña presencia en el parlamento egipcio. Su hermano Omar dijo a Reuters que Ayman no tenía antecedentes de enfermedad mental y que había manifestado públicamente opiniones críticas con las autoridades, aunque no había sido objeto de ninguna investigación conocida antes de su detención.

Freedom of press in Egypt – Cartoon [Latuff/MiddleEastMonitor]

Egipto es un aliado árabe vital para Washington, pero la administración Biden retuvo en enero 130 millones de dólares de ayuda militar por motivos de derechos humanos.

Días antes de la medida, la administración aprobó la posible venta de radares de defensa aérea y aviones C-130 Super Hercules a Egipto por un total de más de 2.500 millones de dólares.

Price añadió que Washington acogió con satisfacción los informes de que Egipto había liberado la semana pasada a "docenas de detenidos políticos y periodistas".

Ha habido una represión de gran alcance contra la disidencia política en Egipto desde que el entonces jefe del ejército Abdel Fattah al-Sisi dirigió el derrocamiento del presidente democráticamente elegido Mohamed Mursi de la Hermandad Musulmana en 2013.

Los grupos de derechos afirman que decenas de miles de islamistas y disidentes liberales han sido detenidos en los últimos años y que a muchos se les ha negado el debido proceso o han sido sometidos a abusos o a malas condiciones carcelarias.

Los funcionarios dicen que las medidas de seguridad eran necesarias para estabilizar Egipto. Niegan la existencia de presos políticos y el maltrato a los presos, y afirman que el poder judicial es independiente.

LEER: Los saudíes se sienten "defraudados" por Estados Unidos ante la amenaza hutí

Categorías
EgiptoNoticiasSmall SlidesUS

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines