Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Palestinos inmóviles desafían a las fuerzas de ocupación en Al Aqsa

Un anciano palestino permanece tumbado y desafiante ante las fuerzas israelíes que irrumpieron en la mezquita de Al-Aqsa, el 17 de abril de 2022 [abdalafo/Twitter].

Las imágenes de fieles palestinos que miran fijamente a las fuerzas de ocupación israelíes durante las incursiones en la mezquita de Al-Aqsa, al tiempo que se muestran desconcertados ante las incursiones masivas de grupos de colonos judíos ilegales en la Jerusalén Oriental ocupada, se han hecho virales en las redes sociales.

La mirada desafiante de una joven palestina mientras mira fijamente a una soldado israelí armada ha hecho que empiece a ser trending la frase "no me muevo", que proviene de una popular canción palestina de Kifah Zraiqi, llamada Soy el hijo de Jerusalén, o Ana Ibn Il-Quds.

En la canción, Zraiqi dice: "Soy el hijo de Jerusalén, no me muevo, me quedo [sentado] aquí".

Los usuarios de las redes sociales comenzaron a captar las impactantes respuestas del viernes, cuando más de 150 palestinos resultaron heridos al amanecer cuando las fuerzas de ocupación israelíes irrumpieron en los patios de la mezquita de Al-Aqsa.

Los palestinos resultaron heridos por balas de metal recubiertas de goma, gases lacrimógenos y fueron golpeados por las fuerzas israelíes, que también dispararon una andanada de granadas aturdidoras.

En un comunicado, el Departamento de Dotación Islámica de Jerusalén dijo que uno de los guardias de la mezquita fue alcanzado en el ojo por una bala de metal recubierta de goma.

Testigos presenciales dijeron a la Agencia Anadolu que las fuerzas israelíes persiguieron a los fieles y los golpearon en los patios de la mezquita.

Miles de fieles se encontraban en la mezquita, donde realizaban la oración de la mañana.

Otra imagen impactante que se ha compartido miles de veces es la de un hombre palestino tranquilamente tumbado de lado observando a un grupo de soldados de ocupación israelíes completamente armados frente a él.

Mientras tanto, los niños también han adoptado valientemente una postura contra la violencia infligida por los soldados y colonos israelíes sentándose cerca y recitando el Corán.

Khair Eddin Aljabri, productor senior de Arabic Post, escribió en Twitter: "Otro trueno con un corazón valiente. Un niño jerosolimitano desafía a los colonos y se sienta en el camino de su asalto a la masyid de Al-Aqsa esta mañana".

Las tensiones se han disparado en los territorios palestinos ocupados desde principios de abril, en medio de repetidas campañas de detenciones israelíes en la Cisjordania ocupada.

Los fieles musulmanes en el Noble Santuario, hombres, mujeres y niños, fueron atacados brutalmente por las fuerzas de ocupación de nuevo esta mañana.

Las fuerzas de ocupación asediaron a los jóvenes dentro de la mezquita de Al-Aqsa y les dispararon balas de metal recubiertas de goma y botes de gas lacrimógeno. Un anciano resultó herido por una bala metálica recubierta de goma. Los periodistas fueron retenidos fuera de la mezquita.

Las incursiones diarias de los colonos en el recinto de la mezquita de Al-Aqsa para celebrar la semana de la fiesta judía de Pascua han agravado aún más la situación.

La mezquita de Al-Aqsa es el tercer lugar más sagrado del mundo para los musulmanes. Los judíos llaman a la zona el Monte del Templo, alegando que fue el lugar de dos templos judíos en la antigüedad.

Israel ocupó Jerusalén Este, donde se encuentra Al-Aqsa, durante la guerra árabe-israelí de 1967. Se anexionó toda la ciudad en 1980, en una medida nunca reconocida por la comunidad internacional.

OPINIÓN: ¿Quién tiene un proyecto para llevar adelante la política palestina?

Categorías
ArtículosArtículos de OpiniónIsraelNoticiasOriente MedioPalestinaSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines