Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

El ejército de Yemen monitoreó 130 violaciones al cese al fuego por parte de los hutíes

Los hutíes comprueban las armas en camiones militares durante una reunión tribal el 1 de agosto de 2019 en Saná, Yemen [Mohammed Hamoud/Getty Images].

El ejército yemení anunció ayer por la tarde que había supervisado 130 violaciones del alto el fuego cometidas por los hutíes en siete provincias, en sólo un día.

Un comunicado emitido por la oficina de medios de comunicación del ejército dijo: "las milicias hutíes iraníes continúan sus violaciones del alto el fuego declarado en todos los frentes de los combates en las gobernaciones de Al-Dhale, Taiz, Lahij, Al-Hudaydah, Hajjah, Al-Jawf y Marib".

"Nuestras fuerzas han supervisado 130 violaciones del alto el fuego cometidas por las milicias hutíes el lunes, en estas gobernaciones", dice el comunicado, añadiendo que las violaciones incluyeron el lanzamiento de ataques terrestres y el ataque a posiciones del ejército con armas pesadas, artillería y diversas armas, la excavación de trincheras, la construcción de fortificaciones, la construcción de carreteras secundarias, el envío de refuerzos humanos, maquinarias y diversos equipos de combate a varios frentes.

LEER: El gobierno de Yemen necesita ayuda para evitar que se produzca el colapso económico y la hambruna

Anteriormente, el viernes, el enviado de la ONU a Yemen, Hans Grundberg, anunció que las partes en conflicto habían acordado una tregua de dos meses "prorrogable", que había sido acogida por la coalición árabe liderada por Arabia Saudí, las fuerzas gubernamentales y los hutíes.

Desde que entró en vigor, ambas partes han intercambiado acusaciones de que la otra ha violado la tregua.

La guerra en Yemen estalló en 2015, desde entonces las partes en conflicto han acordado varios alto el fuego, auspiciados por tres ex enviados de la ONU. Sin embargo, según los observadores, esta tregua es la más significativa, ya que ha permitido la reapertura parcial del aeropuerto de Saná, cerrado a los vuelos comerciales desde 2016, y permite la entrada de 18 barcos petroleros al puerto de Hudaydah en un plazo de dos meses; el mayor índice de acceso de combustible a las zonas controladas por los hutíes desde que comenzó la guerra.

Categorías
NoticiasSmall SlidesYemen

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines