Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Los israelíes se disfrazan de musulmanes para entrar en el complejo de Al-Aqsa

Musulmanes rezando en el recinto de la mezquita de Al-Aqsa en Jerusalén el 7 de mayo de 2021 [Mostafa Alkharouf/Anadolu Agency].

Israelíes judíos se están disfrazando de musulmanes para colarse en el complejo de la mezquita de Al-Aqsa, en la Jerusalén Oriental ocupada, según informó el Canal 13 de noticias de Israel.

La organización extremista israelí Retorno al Monte, que promueve la entrada y el rezo de los judíos en el complejo, está alimentando la preocupación de los funcionarios de seguridad, que advierten que sus acciones podrían desatar la violencia en el lugar sagrado musulmán.

La mezquita de Al-Aqsa es el tercer lugar más sagrado del mundo para los musulmanes. Los judíos llaman a la zona el "Monte del Templo", alegando que fue el lugar de dos templos judíos en la antigüedad.

Raphael Morris, jefe del grupo Retorno al Monte, dijo a Canal 13 que el grupo hace hincapié en parecer árabes para no levantar las sospechas de los guardias de la mezquita de Al-Aqsa o del Departamento Islámico Waqf, dirigido por Jordania, que supervisa los lugares sagrados de Jerusalén.

Yisrael, un instructor, fue mostrado en imágenes difundidas por el Canal 13 enseñando a los miembros extremos del grupo a realizar posiciones islámicas de oración mientras recitan discretamente la liturgia judía.

"Nuestra visión es poder ir al Monte del Templo a todas las horas del día, y con el tiempo conseguir también construir el Templo y restaurar los servicios de sacrificio", dijo Morris. Insistiendo en que actúa "abiertamente" y que sus acciones son legales, Morris dijo: "El hecho de que al país no le guste no significa que sea ilegal".

LEER: Israel ayuda a la AP a reprimir a las facciones palestinas en Cisjordania

Desde 2003, Israel permite a los colonos entrar en el recinto casi a diario. Decenas de israelíes judíos irrumpen a diario en los patios de la mezquita de Al-Aqsa desde la puerta de los Magrebíes, bajo la protección de la policía de ocupación israelí, y realizan recorridos provocadores, además de realizar rezos talmúdicos.

Israel ocupó Jerusalén Este, donde se encuentra Al-Aqsa, durante la guerra árabe-israelí de 1967.

En 1980 se anexionó toda la ciudad, lo que nunca fue reconocido por la comunidad internacional.

Categorías
IsraelNoticiasOriente MedioPalestinaSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines