Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

La diplomacia estadounidense pro Israel en la ONU alcanza un nuevo nivel

La embajadora de EE.UU. ante las Naciones Unidas, Linda Thomas-Greenfield, y presidenta del Consejo de Seguridad habla durante una conferencia de prensa para el programa de trabajo del Consejo de Seguridad en marzo en la sede de la ONU en Nueva York el 1 de marzo de 2021. [TIMOTHY A. CLARY/AFP vía Getty Images]

Israel parece haber adquirido otro aliado formidablemente parcial con la última embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Linda Thomas-Greenfield. Su predecesora en la era Trump, Nikki Haley, dijo una vez: "Si hay algo con lo que no tengo paciencia es con los matones, y la ONU estaba comportándose como tal con Israel porque podía hacerlo." Thomas-Greenfield va por el mismo camino; un lenguaje menos ardiente, tal vez, y más tacto diplomático, pero subyugando a los palestinos a la violencia colonial de Israel, no obstante.

Durante una sesión informativa ante el Consejo de Seguridad de la ONU esta semana, Thomas-Greenfield habló de las preocupaciones de los palestinos en materia de seguridad, al tiempo que las invalidaba en el mismo discurso defendiendo la narrativa de seguridad de Israel.

Señaló que los colonos israelíes atacan a los palestinos en la Cisjordania ocupada y que la expansión de los asentamientos amenaza el paradigma de los dos Estados. Sin embargo, Israel tiene "preocupaciones de seguridad reales y comprensibles" sobre las que la ONU no está haciendo lo suficiente. Eso, si se cree la narrativa de Estados Unidos que, por supuesto, no debería.

Los israelíes "interpretan la abrumadora atención a Israel en este organismo como una negación del derecho de Israel a existir y una atención injusta a este único país, y tienen razón", declaró Thomas-Greenfield. Hace sólo unos días, el Secretario General de la ONU aseguró que el Día Internacional de Solidaridad con el Pueblo Palestino no infringía la existencia colonial de Israel. Entonces, ¿cómo puede el embajador de Estados Unidos afirmar que la ONU está negando el derecho de Israel a existir, cuando el marco de los dos Estados y el Plan de Partición de 1947 avalaron el colonialismo en Palestina y lo han protegido desde entonces?

LEER: Derribando la falsa definición de antisemitismo de Israel

El enfoque "injusto" de la ONU sobre Israel es favorable a la empresa colonial de los colonos. Su supuesta injusticia ha generado una impunidad sin parangón para Israel, mientras que los palestinos llevan décadas mendigando sus derechos políticos en vano. Mientras que Israel es reconocido, respaldado y apoyado, los palestinos han perdido tanto territorio que el reconocimiento de un Estado palestino no aporta ningún beneficio tangible en términos de construcción del Estado. El "enfoque injusto" al que se refiere Thomas-Greenfield ha permitido que un proyecto de asentamientos coloniales -con crímenes de guerra, como determinó la Corte Penal Internacional- continúe sin ninguna medida punitiva, mientras los palestinos siguen atrapados en un ciclo perpetuo de desposesión. El "enfoque injusto" también ha dado prioridad a la existencia de Israel sobre el derecho al retorno de los palestinos, que la comunidad internacional hace tiempo que descartó por considerarlo inviable y digno sólo como gesto simbólico, en lugar de un necesario ajuste de cuentas político.

La retórica de Thomas-Greenfield lleva el supuesto sesgo antiisraelí de la ONU a un nivel completamente nuevo. La ONU no habla de descolonización, y mucho menos de "negación del derecho de Israel a existir", como ella dice. Por el contrario, la ONU afirma la existencia de Israel a pesar de saber que la creación del Estado colonial de colonos se basó en la limpieza étnica de los palestinos de su propia tierra.

De hecho, es tan favorable el enfoque de la ONU hacia Israel, que Palestina se define a través de los requisitos coloniales de Israel que sólo considerará la aniquilación completa de la tierra y de su pueblo como un resultado final aceptable. De ahí el silencio sobre la anexión de facto por parte de Israel de cada vez más tierras palestinas, mientras se emiten reprimendas inútiles sobre la expansión de los asentamientos y se promueve la disociación entre las violaciones del derecho internacional por parte de Israel para evitar hablar de descolonización. A la luz de todo el sesgo pro-israelí en la ONU, ¿qué otra cosa esperan Estados Unidos e Israel de la comunidad internacional?

Las opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor y no reflejan necesariamente la política editorial de Monitor de Oriente.

Categorías
ArtículosArtículos de OpiniónIsraelOriente MedioPalestinaRegiónReportajes y AnálisisSmall SlidesUN

MEMO Staff Writer

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines