Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Arabia Saudí niega una crisis diplomática con Líbano

El ministro de Asuntos Exteriores de Arabia Saudí, Faisal bin Farhan Al-Saud, en Moscú, Rusia, el 14 de enero de 2021 [Ministerio de Asuntos Exteriores ruso/Agencia Anadolu].

El ministro de Asuntos Exteriores saudí, el príncipe Faisal bin Farhan, ha negado que su país tenga una crisis diplomática con Líbano, afirmando que Riad considera que cualquier compromiso con Beirut no es "productivo".

"No creo que lo llame crisis", dijo el alto diplomático a la CNBC durante una entrevista el martes.

Pero "hemos llegado a la conclusión de que tratar con Líbano y su actual gobierno no es productivo ni útil", añadió.

Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Kuwait y Bahréin retiraron a sus embajadores de Líbano en protesta por los comentarios críticos del ministro de Información libanés, George Kordahi, sobre la campaña militar saudí en Yemen, en una entrevista televisada que, al parecer, se grabó antes de que asumiera su cargo en el nuevo gabinete del primer ministro, Najib Mikati.

Al preguntársele si "cree que los hutíes, al igual que Hezbolá, están defendiendo su tierra como organización armada", Kordahi respondió: "Por supuesto que se están defendiendo... Mi opinión personal es que esta guerra en Yemen tiene que terminar. Casas, edificios, pueblos y ciudades están siendo atacados por aviones de combate".

LEER: Kuwait y los EAU son los últimos países del Golfo en retirar a sus diplomáticos del Líbano

Bin Farhan dijo que los comentarios de Kordahi representaban "un síntoma de una realidad, una realidad de que la escena política en Líbano sigue siendo dominada por Hezbolá, un grupo terrorista, un grupo que, por cierto, arma y suministra y entrena a esa milicia hutí."

Yemen está sumido en la violencia y la inestabilidad desde 2014, cuando los rebeldes hutíes alineados con Irán capturaron gran parte del país, incluida la capital, Saná. Una coalición dirigida por Arabia Saudí, cuyo objetivo es restablecer el gobierno yemení, ha empeorado la situación y ha provocado una de las peores crisis humanitarias del mundo provocada por el hombre.

El ministro de Información de Líbano, George Kordahi, es criticado por sus comentarios en defensa de los hutíes respaldados por Irán en Yemen, diciendo que estaban actuando en "defensa propia"- Caricatura [Sabaaneh/Middle East Monitor].

El ministro saudí criticó la "reticencia del gobierno libanés... a promulgar las reformas necesarias, las acciones necesarias para empujar al Líbano en la dirección del cambio real."

Desde finales de 2019, Líbano ha estado lidiando con graves desafíos internos, incluyendo la depreciación masiva de la moneda y la escasez de combustible y suministros médicos.

Relaciones entre Arabia Saudí e Irán

En cuanto a la relación de Arabia Saudí con Irán tras las recientes conversaciones entre los dos rivales, bin Farhan dijo que las relaciones eran "cordiales" y que las conversaciones eran "exploratorias".

"Estamos hablando", dijo el alto diplomático, cuando se le preguntó sobre Irán.

"Nosotros, en el reino, estamos comprometidos a encontrar un camino para forjar un entendimiento con Irán que aborde la inestabilidad de la seguridad regional de forma que todos podamos centrarnos en construir un futuro próspero para nuestro pueblo".

Bin Farhan dijo que las conversaciones entre Riad y Teherán son actualmente de "naturaleza exploratoria", y explicó que los dos países han celebrado cuatro rondas de conversaciones, pero dejó entrever la posibilidad de otra ronda.

"Estamos trabajando en ello. Realmente no hemos alcanzado ningún progreso concluyente. Pero han sido, yo diría, lo suficientemente positivos como para permitir que se siga discutiendo más allá, pero nada concreto por ahora".

Arabia Saudí e Irán rompieron sus lazos diplomáticos en enero de 2016, tras un ataque a la embajada saudí en Teherán después de que el clérigo chií Nimr al-Nimr fuera ejecutado por las autoridades saudíes.

Las relaciones entre los dos rivales se deterioraron aún más después de que Irán, en septiembre de 2016, acusara a las autoridades saudíes de causar deliberadamente la muerte de unos 400 peregrinos iraníes en una estampida en 2015 en la ciudad santa musulmana de La Meca.

Desde entonces, ambas partes han mantenido una fuerte rivalidad regional, acusándose a menudo de librar una guerra de poder por la influencia regional.

En los últimos meses se han intensificado los esfuerzos diplomáticos para romper el hielo entre los antiguos rivales regionales, y los funcionarios de ambas partes citan los avances en las conversaciones con la mediación de Irak.

Ya se habla de que las dos partes han acordado reabrir los consulados como primer paso para restablecer los lazos diplomáticos.

Categorías
Arabia SauditaLíbanoNoticiasOriente MedioSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines