Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Los sindicatos británicos instan al gobierno a impugnar la "draconiana" lista negra de Israel

Fuerzas israelíes en Jerusalén Este, el 18 de octubre de 2021 [Mostafa Alkharouf/Anadolu Agency].

Los mayores sindicatos de Reino Unido se han unido a la creciente reacción internacional contra la inclusión en la lista negra de Israel de seis grupos palestinos de derechos humanos y de la sociedad civil como organizaciones terroristas, con una carta conjunta condenatoria dirigida al gobierno en la que se pide al Número 10 "que cuestione esta medida represiva".

"Condenamos enérgicamente la indignante decisión del gobierno israelí de criminalizar a seis grupos palestinos de derechos humanos y de la sociedad civil designándolos como 'terroristas'", dice la carta firmada por TUC, ASLEF, BFAWU, NEU, PCS, RMT, UCU, UNISON y Unite the Union.

El grupo de sindicatos denunció la represión autoritaria de Israel. "Este ataque es un intento descarado de restringir aún más los derechos de los palestinos y de silenciar y castigar a los defensores de los derechos humanos palestinos que ya están trabajando contra increíbles obstáculos", decía la carta.

Señalaron que las seis organizaciones contra las que se dirigen los israelíes se encuentran entre las que documentan de forma más eficaz las violaciones sistemáticas de los derechos palestinos por parte de Israel, como la construcción de asentamientos ilegales en tierras palestinas robadas, los ataques al derecho de los palestinos a la soberanía alimentaria y la detención ilegal de palestinos, incluidos niños.

"Estas organizaciones han hecho oír su voz a nivel internacional, incluso en la Corte Penal Internacional y en los foros de la ONU, y sin duda son un objetivo por esa razón", continuó el grupo.

LEER: Conmemoración del asesinato de Rabin en plena oleada de odio e intimidación

"Calumniar, atacar y prohibir a los defensores más acérrimos de la rendición de cuentas y la justicia es una medida clásica de los regímenes represivos", explicaron los sindicatos, al tiempo que advirtieron de que la medida autoritaria de Israel no sólo suponía una "amenaza" para el pueblo palestino, sino también "para los defensores de los derechos humanos de todo el mundo".

También se destacó la designación de Israel como régimen de apartheid. "En el último año, expertos en derechos humanos, como Human Rights Watch y B'tselem, se han hecho eco de lo que los palestinos llevan diciendo desde hace décadas: que el control de Israel sobre los palestinos incluye elementos del crimen del apartheid", añadía la carta.

Al pedir al gobierno del Reino Unido que se oponga públicamente a lo que los sindicatos describen como una "medida draconiana", instan al Número 10 a que exija a Israel que dé marcha atrás y, además, a que empiece a cumplir sus propias obligaciones de defender el derecho internacional y los derechos de los palestinos, incluidos el derecho a la autodeterminación y el derecho a oponerse al apartheid.

Su carta al gobierno británico coincide con una creciente reacción internacional contra la decisión de Israel de incluir en la lista negra a las seis organizaciones palestinas. Un grupo de legisladores estadounidenses presentó una resolución de condena de la decisión, al igual que la ONU.

Israelis Against Apartheid, que cuenta con más de mil firmantes, también ha criticado la medida. "Criminalizar cualquier forma de disidencia y resistencia por parte de los palestinos autóctonos, tachándolos de terroristas, y al mismo tiempo llamar a sus propias prácticas coloniales, de opresión y despojo, 'autodefensa', es esencial para sostener el sistema de colonos-apartheid de Israel", afirmó el grupo.

Categorías
Europa y RusiaIsraelNoticiasOriente MedioPalestinaRegiónReino Unido

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines