Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

El Líbano deniega la petición de interrogar al jefe de seguridad por la explosión de Beirut

Vista del puerto de Beirut tras la explosión que sacudió la capital libanesa el 4 de agosto de 2020, tomada el 23 de septiembre de 2020 [Charline Bou Mansour/Middle East Monitor].

Un ministro libanés ha denegado la petición del juez que investiga la explosión del puerto de Beirut de interrogar a un alto funcionario de seguridad, según un documento visto hoy por Reuters, mientras los intentos de hacer justicia por la catástrofe siguen fracasando.

Casi un año después de la explosión del 4 de agosto, que mató a más de 200 personas, hirió a miles y devastó amplias zonas de la capital, muchos libaneses están furiosos porque no se han exigido responsabilidades a ningún alto cargo.

La explosión fue causada por una gran cantidad de nitrato de amonio que llevaba años almacenado de forma insegura en el puerto.

La petición del juez Tarek Bitar de interrogar al general de división Abbas Ibrahim, jefe de la poderosa agencia de Seguridad General, fue rechazada por el ministro del Interior provisional, Mohamed Fahmy, en una carta dirigida al ministro de Justicia.

En una declaración, Ibrahim dijo que estaba sujeto a la ley como todos los libaneses, pero que la investigación debía realizarse "lejos de consideraciones políticas estrechas".

Bitar se convirtió en el principal investigador de la explosión después de que su predecesor, el juez Fadi Sawan, fuera destituido en febrero tras las peticiones de dos ex ministros a los que había acusado de negligencia por la explosión.

Sawan había acusado de negligencia a tres ex ministros y al primer ministro saliente, Hassan Diab. Pero se negaron a ser interrogados como sospechosos, acusándole de extralimitarse en sus funciones.

VIDEO: Las protestas estallan mientras la lira libanesa alcanza su mínimo histórico

Una comisión parlamentaria se reunió hoy para estudiar una petición de Bitar para que se levante la inmunidad al ex ministro de Finanzas Ali Hassan Khalil, al ex ministro de Obras Públicas Ghazi Zeaiter y al ex ministro del Interior Nohad Machnouk.

Después de ser acusados, Diab dijo que tenía la conciencia tranquila, Khalil afirmó que no tuvo ningún papel en la explosión y Zeaiter calificó los cargos de "violación flagrante". Machnouk también ha negado cualquier responsabilidad.

La comisión pospuso su decisión a una fecha no especificada, ya que los parlamentarios dijeron que era necesario mantener más comunicación con Bitar para tomar una decisión al respecto.

Los familiares de las víctimas protestaron en las inmediaciones, algunos con fotos de sus parientes, para expresar su ira.

"Los que no se sometan al interrogatorio del juez, con o sin inmunidad, serán nuestro objetivo", dijo Youssef Al-Mawla, que perdió a su hijo en la explosión.

Una semana después de la mortífera explosión se supo que los funcionarios de seguridad libaneses habían informado al presidente y al primer ministro de que los productos químicos se almacenaban en el almacén del puerto, según revelan los documentos judiciales. Semanas antes de la explosión, advirtieron que esto supondría un riesgo para la seguridad.

Categorías
LíbanoNoticiasOriente MedioSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines