Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Yemen: Se permitirá la entrada de cargamentos de petróleo en Hudaydah

La ayuda de la ONU llega al puerto de Hudaydah, Yemen, el 4 de febrero de 2017 [Activista yemení/Twitter, Foto de archivo].

El gobierno ha anunciado que se permitirá la entrada al puerto de Hudaydah, en Yemen, de varios barcos que transportan gasolina, con el fin de aliviar la situación humanitaria en el país.

El ministro de Asuntos Exteriores, Ahmed Awad Bin Mubarak, se expresó en Twitter: "El gobierno yemení ha vuelto a permitir la entrada en el puerto de Hudaydah de varios buques con cargamentos de petróleo con el objetivo de aliviar la actual situación humanitaria".

Bin Mubarak explicó que esto se produce "a pesar de la continua violación del Acuerdo de Estocolmo por parte de los hutíes y su continua agresión a Marib", en referencia a la tregua en Hudaydah vigente desde 2018.

El ministro yemení no mencionó el número de barcos a los que se autorizó la entrada ni otros detalles.

El 14 de abril, el gobierno yemení anunció que se autorizaría la entrada de varios barcos petroleros al puerto de Hudaydah por "razones humanitarias".

LEER: Irán asegura seguir negociando con Arabia Saudí sobre sus relaciones bilaterales

En respuesta, el portavoz del movimiento hutí, Mohammed Abdulsalam, dijo en un tweet que "permitir la entrada de un barco petrolero de vez en cuando para conferir un favor al pueblo yemení y considerarlo un logro a pesar de las violaciones es un absurdo sin igual".

Abdulsalam añadió: "La entrega de medicamentos, alimentos y derivados del petróleo al pueblo yemení es un derecho garantizado sin restricciones ni condiciones en cualquier circunstancia, y no se aceptan trueques ni chantajes cuando se trata de derechos humanos que están garantizados para todos los seres humanos".

Esto ocurre un día después de que el enviado de la ONU a Yemen, Martin Griffiths, pidiera que se eliminen los obstáculos que impiden a los yemeníes obtener alimentos y productos básicos.

Las zonas controladas por los hutíes sufren una abrumadora escasez de combustible, y el movimiento acusa tanto a la coalición árabe liderada por Arabia Saudí como al gobierno yemení de confiscar los barcos petroleros e impedir la entrada de los buques al puerto.

El gobierno yemení exige que todos los ingresos de los barcos que entran en Hudaydah se depositen en una cuenta separada que no esté controlada por los hutíes, para utilizarla en el pago de los salarios de los funcionarios de todo el país.

Yemen lleva casi siete años sumido en la guerra, y más del 80% de la población, de unos 30 millones de personas, depende de la ayuda para sobrevivir a lo que la ONU ha calificado como la peor crisis humanitaria del mundo.

Categorías
NoticiasOriente MedioSmall SlidesYemen

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines