Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Turquía abandona el tratado europeo sobre la violencia contra la mujer

Mujeres turcas realizan una protesta tras una propuesta legislativa del gobierno que anularía las condenas de los hombres por agresión sexual a menores si se casan con su víctima en Ankara, Turquía, el 19 de noviembre de 2016 [ADEM ALTAN/AFP/Images].

El presidente Tayyip Erdogan retiró a Turquía de un acuerdo internacional destinado a proteger a las mujeres, según informó el gobierno el sábado, lo que provocó protestas y críticas de quienes dijeron que era necesario para hacer frente a la creciente violencia doméstica, informó Reuters.

El acuerdo del Consejo de Europa, denominado Convenio de Estambul, se comprometía a prevenir, perseguir y eliminar la violencia doméstica y promover la igualdad. Turquía lo firmó en 2011, pero los feminicidios han aumentado en el país en los últimos años.

No se ha dado ninguna razón para la retirada en el Boletín Oficial, donde se anunció en la madrugada del sábado. Sin embargo, altos funcionarios del gobierno afirmaron que la legislación nacional, y no los arreglos externos, protegería los derechos de las mujeres.

La convención, forjada en la mayor ciudad de Turquía, había dividido al gobernante Partido AK (AKP) de Erdogan e incluso a su familia. El año pasado, los funcionarios dijeron que el gobierno estaba considerando retirarse en medio de una disputa sobre cómo frenar la creciente violencia contra las mujeres.

LEER: Hamás urge a los diputados turcos a oponerse a las demoliciones israelíes

"Todos los días nos despertamos con noticias de feminicidios", dijo Hatice Yolcu, una estudiante de Estambul, donde cientos de mujeres con banderas moradas marcharon en protesta por la retirada.

"La muerte nunca termina. Las mujeres mueren. A los hombres no les pasa nada", dijo.

Marija Pejcinovic Buric, secretaria general del Consejo de Europa de 47 países, calificó la decisión de Turquía de "devastadora".

"Esta medida es un enorme revés... y aún más deplorable porque compromete la protección de las mujeres en Turquía, en toda Europa y más allá", dijo.

Muchos conservadores en Turquía y en el AKP de Erdogan dicen que el pacto socava las estructuras familiares, fomentando la violencia. Algunos también son hostiles al principio de igualdad de género de la Convención y consideran que promueve la homosexualidad, dado que el pacto no discrimina por motivos de orientación sexual.

"Preservar nuestro tejido social tradicional" protegerá la dignidad de las mujeres turcas, dijo el vicepresidente Fuat Oktay en Twitter. "Para este sublime propósito, no es necesario buscar el remedio fuera o imitar a otros".

La ministra de Familia, Trabajo y Políticas Sociales, Zehra Zumrut, afirmó que la Constitución y las leyes vigentes garantizan los derechos de las mujeres.

LEER: Turquía no tomará medidas contra la oposición egipcia

Los críticos de la retirada han afirmado que ésta alejaría aún más a Turquía de la Unión Europea, a la que sigue siendo candidata a ingresar. Afirman que la convención, y la legislación correspondiente, deben aplicarse de forma más estricta.

Alemania dijo que la decisión de Turquía enviaba una señal equivocada. "Ni las tradiciones culturales, ni las religiosas, ni otras tradiciones nacionales pueden servir de excusa para ignorar la violencia contra las mujeres", declaró el Ministerio de Asuntos Exteriores.

Turquía no dispone de estadísticas oficiales sobre feminicidios. Pero la tasa se ha triplicado aproximadamente en los últimos 10 años, según un grupo que vigila los feminicidios. En lo que va de año, 78 mujeres han sido asesinadas o han muerto en circunstancias sospechosas, según la organización.

Los datos de la Organización Mundial de la Salud indican que el 38% de las mujeres turcas son víctimas de la violencia de su pareja a lo largo de su vida, frente al 25% en Europa.

Categorías
NoticiasOriente MedioTurquíaUnión Europea

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines