Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Israel "demolió 89 estructuras de propiedad palestina en dos semanas", según la ONU

Una vista del lugar mientras el equipo de la Municipalidad de Jerusalén dirigida por Israel junto con la policía israelí y las excavadoras demoliendo el edificio de apartamentos de dos pisos propiedad de Fadi Ali Oleyyan, el jefe del departamento de seguridad de la Mezquita Al-Aqsa, cerca del barrio de al-Issawiya alegando que no tenía licencia, en Jerusalén Este el 22 de febrero de 2021. [Mostafa Alkharouf - Agencia Anadolu]

La Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU en los Territorios Palestinos (OCHA) ha informado de que las autoridades de ocupación israelíes han demolido 89 estructuras de propiedad palestina en las últimas dos semanas. El pretexto fue la falta de permisos de construcción.

Al menos 146 personas han sido desplazadas por las demoliciones, entre ellas 83 niños. Otras 330 están afectadas por la destrucción de dichos edificios.

El exhaustivo informe de la OCHA señala que los días 3 y 8 de febrero las autoridades israelíes demolieron 37 edificios, la mayoría de ellos en la comunidad ocupada del valle del Jordán de Humsa Al-Baqai'a, desplazando a 60 personas, entre ellas 35 niños. Esta comunidad, señaló la ONU, se encuentra en una zona ahora designada para el entrenamiento militar israelí y ha sido testigo de demoliciones masivas en los últimos meses. El 5 de febrero, la ONU advirtió que la presión sobre los residentes "conlleva un riesgo real de traslado forzoso".

Mientras tanto, en el sur de Hebrón, la ONU señaló que las autoridades de ocupación israelíes han confiscado siete estructuras, incluidos aseos portátiles, en las comunidades de Al-Rakayz, Umm Al-Khair y Khirbet Al-Tawameen. Esto ha afectado a 80 personas y ha dañado sus medios de vida. En el Jerusalén Oriental ocupado, cuatro de las estructuras fueron demolidas por los propios propietarios para evitar las multas impuestas por los israelíes.

Además, en al menos un caso, se demolió una casa en el pueblo de Tura Al-Gharbiya por motivos punitivos, lo que provocó el desplazamiento de 11 personas, entre ellas cuatro niños. La casa pertenece a la familia de un palestino acusado de matar a una mujer israelí en diciembre. Este tipo de castigo colectivo es ilegal según el derecho internacional. La ONU dijo que el año pasado Israel demolió siete edificios por razones de castigo similares.

LEER: La demolición por parte de Israel de viviendas palestinas en Humsa "plantea un riesgo real de traslado forzoso" según la ONU

El informe también ofrece detalles de otras violaciones destinadas a expulsar a los palestinos de sus tierras. Por ejemplo, según el Ministerio de Agricultura palestino, las autoridades israelíes arrancaron 1.000 plantas de semillero cerca de la ciudad de Tubas. Los semilleros fueron plantados tras el arranque de miles de árboles durante el mes pasado en la misma zona. Los responsables son presuntamente colonos israelíes ilegales, que hirieron a cuatro palestinos, entre ellos un niño, y destrozaron propiedades durante las dos últimas semanas en varias zonas de Cisjordania ocupada. También destruyeron una cámara de vigilancia en la iglesia ortodoxa rumana de Jerusalén Este.

El 5 de febrero, según la ONU, un colono israelí disparó y mató a un palestino de 34 años cerca de un puesto de asentamiento establecido recientemente cerca de la aldea de Ras Karkar, en el distrito de Ramallah. Fuentes militares israelíes afirmaron que la víctima intentó entrar en una casa del puesto de avanzada del asentamiento, mientras que más tarde se produjeron enfrentamientos en la aldea que se saldaron con un palestino y un soldado israelí heridos. Otro ciudadano palestino, de 25 años, murió en Nuba, Hebrón.

Más de 70 palestinos y cuatro soldados israelíes resultaron heridos durante los enfrentamientos en toda Cisjordania, mientras que 30 de los manifestantes recibieron tratamiento por inhalar gases lacrimógenos disparados por los soldados de ocupación cuando protestaban contra el establecimiento de tres puestos de avanzada ilegales. Dichos puestos de avanzada son incluso ilegales según la legislación israelí. Las fuerzas de ocupación también llevaron a cabo 186 operaciones de registro y detención contra 172 palestinos en toda Cisjordania. Las gobernaciones de Jerusalén, Ramallah y Hebrón son las que registraron el mayor número de estas operaciones, con una media de 28 operaciones por cada zona.

Durante un incidente en Hebrón, las fuerzas israelíes irrumpieron en el edificio municipal y detuvieron a los empleados que trabajaban en el turno de noche. Según los informes, se rompieron muebles y puertas.

En Gaza, las fuerzas israelíes realizaron disparos de advertencia en al menos 28 ocasiones cerca de la valla fronteriza o hacia los pescadores de la costa, con el pretexto de imponer restricciones de acceso. En otras tres ocasiones, los soldados israelíes arrasaron terrenos cerca de la valla.

Categorías
IsraelNoticiasOriente MedioPalestinaSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines