Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Netanyahu debe estar preocupado por no recibir la llamada de Biden

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, hace una declaración tras reunirse con el secretario del Tesoro estadounidense en Jerusalén, el 7 de enero de 2021. [EMIL SALMAN/POOL/AFP vía Getty Images]

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, está orgulloso de haber sido una de las primeras personas a las que llamó Donald Trump cuando entró en la Casa Blanca hace cuatro años. Sin embargo, sigue esperando una llamada del nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

El retraso puede ser un indicio de una nueva realidad en Washington. Lo que Trump le dio a Netanyahu nunca lo había dado ningún presidente estadounidense a un líder israelí. Sin embargo, con unas nuevas elecciones generales el mes que viene, Netanyahu necesita esa llamada ahora.

"Hay 195 países en el mundo y el presidente de EE UU, Joe Biden, no se ha puesto en contacto con 188 de ellos", comentaba el miércoles el Jerusalem Post, "pero sólo en Israel la gente está preocupada por la importancia de este retraso".

Netanyahu empleó una política de confrontación con el Partido Demócrata durante los últimos meses de la presidencia de Barack Obama. Biden era entonces su vicepresidente. En concreto, el primer ministro israelí protestó cuando la administración Obama firmó un acuerdo con Irán en 2015; Netanyahu también atacó a Obama después de que Estados Unidos se abstuviera al año siguiente en lugar de utilizar su veto con la resolución 2334 de la ONU contra los asentamientos israelíes en los territorios palestinos ocupados.

"Biden rechaza los llamamientos de Netanyahu", dijo el líder del partido de oposición de izquierda israelí Meretz, Nitzan Horovitz, en un blog en Facebook. "Ahora Netanyahu está recogiendo los frutos podridos de la división que ha creado con los demócratas".

LEER: El primer ministro israelí Netanyahu vuelve a cancelar su visita a Bahréin y EAU

Sin embargo, según el analista del Jerusalem Post, Herb Kinnon, "si Biden no ha llamado no significa que no le gustemos, o que esté enfadado con Netanyahu, o que vaya a volver a unirse al acuerdo nuclear iraní mañana o a obligar a Israel a volver a la frontera de 1967. Simplemente significa que Israel y Oriente Medio no están en lo más alto de su lista de prioridades". Biden llamará tarde o temprano, añadió. "Mientras tanto, el pueblo judío debe dejar de obsesionarse con la posición de Israel en la lista de contactos de Biden o con lo mucho que le gusten o disgusten nuestro país y Netanyahu".

Kinnon fue tajante al afirmar que el destino de Israel depende de las decisiones que tome y de su forma de actuar. "Ya no depende del capricho de un líder mundial u otro; como nación, es mejor que entendamos este cambio".

El Post citó a la portavoz de la Casa Blanca, Jane Psaki, diciendo en una conferencia de prensa en la Casa Blanca el martes por la noche que espera que Biden se ponga en contacto con Netanyahu en las próximas semanas. "[Biden] no ha contactado todavía con todos los líderes extranjeros, pero ciertamente le gustaría pasar más tiempo hablando con los líderes extranjeros".

Amos Yadlin, ex jefe del servicio de inteligencia militar de Israel, Aman, declaró hace unos días a Radio 103FM: "No es ningún secreto que el Partido Demócrata está muy molesto con [Netanyahu] desde el discurso que pronunció en el Congreso contra el acuerdo nuclear con Irán. Un discurso inusual, en el que un jefe de Estado extranjero se opone al presidente de Estados Unidos en el Congreso". Esto ocurrió en marzo de 2015, también cuando Biden formaba parte de la administración Obama.

"Hubo mucha ira contra el primer ministro, incluso durante los cuatro años de la presidencia de Trump, que fueron buenos años para las relaciones entre Israel y Estados Unidos. Pero a los demócratas no les gustó", añadió Yadlin. "Incluso la felicitación al presidente Biden llegó tarde. El primer ministro fue uno de los últimos jefes de Estado del mundo en felicitar a Biden por su victoria."

Categorías
ArtículosArtículos de OpiniónIsraelOriente MedioUS

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines