Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

La UE rechaza la imposición de sanciones económicas a Turquía

Los líderes de la UE se sientan en una mesa redonda durante una cumbre de la UE en el edificio del Consejo Europeo en Bruselas, el 10 de diciembre de 2020. [OLIVIER HOSLET/POOL/AFP vía Getty Images]

La oferta de la Unión Europea para una "agenda positiva" con Turquía sigue sobre la mesa, dijeron los líderes europeos a principios de hoy, después de su reunión en Bruselas.

En una declaración conjunta, los líderes criticaron las actividades de exploración energética de Ankara en el Mediterráneo Oriental, pero no llegaron a pedir sanciones económicas severas contra Turquía.

"El Consejo Europeo reafirma el interés estratégico de la UE en el desarrollo de una relación cooperativa y mutuamente beneficiosa con Turquía", dijeron los líderes.

"La oferta de una agenda positiva entre la UE y Turquía sigue sobre la mesa, siempre que Turquía muestre su disposición a promover una auténtica asociación con la Unión y sus Estados miembros y a resolver las diferencias mediante el diálogo y de conformidad con el derecho internacional".

Dijeron que una mayor cooperación entre la UE y Turquía podría abarcar la economía y el comercio, los contactos entre personas, las reuniones de diálogo de alto nivel y la cooperación continua en cuestiones de migración.

LEER: Francia otorga a Egipto el premio más importante del país y prohíbe la prensa en la ceremonia

También reafirmaron su apoyo a la reanudación de las conversaciones dirigidas por las Naciones Unidas para lograr una solución global del problema de Chipre y a la pronta reanudación de las conversaciones exploratorias directas entre Grecia y Turquía para superar sus controversias.

A pesar de las propuestas presentadas por Grecia y la administración grecochipriota de introducir severas sanciones económicas y un embargo de armas a Turquía, la mayoría de los líderes europeos se opusieron a las medidas más duras y abogaron por una línea más suave, informó Anadolu.

El principal diplomático de la UE, Josep Borrell, recibió instrucciones de preparar un informe sobre la situación de las relaciones políticas, económicas y comerciales entre la UE y Turquía, y "sobre las opciones sobre cómo proceder" en las relaciones.

Dijeron que este informe será discutido en su próxima cumbre en marzo de 2021, o antes si es necesario.

Aumento de la presión

La cumbre también señaló que la UE podría aumentar la presión sobre Ankara en las próximas semanas, incluyendo a más personas del sector energético de Turquía en el régimen de sanciones que se creó en noviembre de 2019.

Los dirigentes dieron instrucciones a los órganos europeos competentes para que prepararan "listas adicionales" a la luz de las recientes tensiones en el Mediterráneo oriental.

En la actualidad sólo dos ejecutivos de la Corporación Petrolera de Turquía están sujetos a esas sanciones, que consisten en la congelación de activos y la prohibición de viajar a la Unión Europea.

Grecia y la administración grecochipriota, miembros de la Unión Europea, han estado en desacuerdo durante mucho tiempo con Turquía por las reclamaciones marítimas en el Mediterráneo Oriental.

Ankara ha rechazado las reivindicaciones de fronteras marítimas de esos países, subrayando que violan los derechos soberanos tanto de Turquía como de los turcochipriotas.

El Gobierno turco ha enviado varios buques de perforación en los últimos meses para explorar los recursos energéticos de la región, haciendo valer los derechos de Turquía en la región, así como los de la República Turca de Chipre Septentrional.

Categorías
NoticiasOriente MedioSmall SlidesTurquíaUnión Europea

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines