Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Arabia Saudita libera a más de 1.500 detenidos por falta de pruebas

Activistas de derechos humanos se manifiestan frente a la embajada de Arabia Saudita en La Haya por la liberación de todas las mujeres activistas de derechos humanos encarceladas en Arabia Saudita el 19 de noviembre de 2020 en [La Haya, Países Bajos. Pierre Crom/Getty Images]

Arabia Saudita ha puesto en libertad a más de 1.500 detenidos en todo el país debido a la falta de fundamentos jurídicos sustanciales para su arresto y detención, según han informado los medios de comunicación locales.

La Fiscalía del Reino tomó la decisión de liberar a esos detenidos, en todas las provincias, en un esfuerzo por hacer cumplir las medidas en todo su sistema de justicia y demostrar que actúa de conformidad con las normas establecidas en la Ley de procedimiento penal del país.

Según Saudi Gazette, la Fiscalía también se ha propuesto velar por que los derechos individuales de los detenidos sean atendidos y cumplidos, y por que se compruebe constantemente la legalidad y la validez de sus detenciones.

LEER: "Mi padre perdió la mitad de su capacidad de ver y oír", afirma el hijo de Al-Ouda

Como parte de esas medidas, los funcionarios de la fiscalía, según se informa, visitan las cárceles y los centros de detención en cualquier momento al azar para asegurarse de que ningún preso sea detenido ilegalmente, que se escuchen las quejas de los detenidos y que se emprendan los procedimientos legales correctos.

A pesar de los informes sobre la puesta en libertad de 1.500 detenidos y el mantenimiento de los derechos de los presos, muchos sospechan que esos detenidos son sospechosos de delitos menores y comunes, mientras que los detenidos políticos y los "presos de conciencia" no se encuentran entre ellos.

Se informa de que los presos políticos han sufrido abusos y torturas a manos de las autoridades sauditas y los guardias de prisión. Entre ellos hay activistas, periodistas, estudiosos islámicos e incluso miembros de la familia real saudita que han sido detenidos en los últimos cinco años debido a la amenaza que supuestamente representan para el poder del príncipe heredero Mohammed Bin Salman.

En marzo, las autoridades sauditas también pusieron en libertad a cientos de presos por temor a la creciente pandemia de coronavirus y los efectos que tendría en el sistema penitenciario.

Categorías
Arabia SauditaNoticiasOriente MedioSmall Slides

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines