Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Libia: El GNA y las delegaciones de Haftar acuerdan celebrar elecciones en 18 meses

La representante especial adjunta de las Naciones Unidas para asuntos políticos en Libia, Stephanie Williams, celebra una conferencia de prensa en el marco del Foro de Diálogo Político de Libia en Túnez (Túnez) el 12 de noviembre de 2020. [Yassine Gaidi - Agencia Anadolu]

Las dos partes en el conflicto libio han llegado a un acuerdo preliminar para celebrar elecciones en 18 meses.

En Sirte, las partes beligerantes están considerando la posibilidad de retirar sus fuerzas como parte de la tregua, según la enviada interina de las Naciones Unidas (ONU) a Libia, Stephanie Williams, quien declaró que el acuerdo se alcanzó durante la ronda de conversaciones celebrada en Túnez.

El jueves en Sirte, una Comisión Militar Conjunta formada por los dos rivales libios discutirá los detalles de la tregua y el proceso de retirada de las fuerzas de los frentes de combate.

El funcionario de la ONU confirmó que representantes de diferentes partes de Libia: "Llegaron a una hoja de ruta preliminar para terminar el período de transición y celebrar unas elecciones presidenciales y parlamentarias libres, justas, inclusivas y creíbles".

Las negociaciones que se están llevando a cabo en Túnez tienen como objetivo crear un plan para formar un gobierno provisional encargado de organizar las elecciones y prestar servicios en un país que ha sido devastado por la guerra durante años.

LEER: "Sirte está completamente libre de tropas"

Williams subrayó la necesidad de avanzar en la celebración de las elecciones generales que deben ser: "Transparentes y basadas en el pleno respeto de la libertad de expresión y de reunión".

Paralelamente a las conversaciones auspiciadas en Túnez, se están llevando a cabo negociaciones militares en Libia para completar un histórico acuerdo de alto el fuego alcanzado en octubre.

Varias facciones armadas desplegadas en Libia están afiliadas a dos campos principales: el Gobierno del Acuerdo Nacional (GNA), con sede en Trípoli, y una autoridad paralela en el este, respaldada por el influyente mariscal de campo, el General Khalifa Haftar.

Las Naciones Unidas eligieron a 75 candidatos que se comprometieron a no participar en el próximo gobierno, para representar el tejido político, militar y social del país, en una medida que provocó críticas al proceso y puso en duda su credibilidad.

Mientras tanto, se están celebrando en Sirte reuniones continuas de la Comisión Militar Conjunta, incluyendo a los altos dirigentes de las fuerzas de Haftar y de la GNA.

El asesinato de la abogada y activista de derechos humanos libia Hanan Al-Barassi en Bengasi, a plena luz del día por pistoleros desconocidos, fue el tema principal de las reuniones del miércoles.

LEER: Una prominente activista asesinada en el este de Libia

Williams declaró: "La tragedia de la muerte de la activista expuso las amenazas que enfrentan las mujeres libias que se atreven a hablar."

El funcionario de la ONU expresó su pesar por la "crisis de responsabilidad" en Libia, y exigió el castigo para los asesinos de Al-Barassi, al tiempo que se negó a comentar si su asesinato estaba vinculado a las conversaciones.

Williams concluyó que "habrá obstrucciones por parte de aquellos que se resisten al cambio", señalando que: "La mayoría de los libios quieren restaurar su soberanía y la legitimidad de sus instituciones".

Categorías
ÁfricaLibiaNoticiasUN

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines