Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Amnistía: Marruecos está tratando de desacreditarnos

Los marroquíes protestan y sostienen fotos de familiares encarcelados. También acusan a las fuerzas de seguridad de torturar a los que están en prisión [Amnistía/Twitter]

El sábado, Amnistía Internacional acusó a Marruecos de lanzar una “campaña de desprestigio y falsas afirmaciones” contra él en un esfuerzo por “desacreditar la sólida investigación sobre derechos humanos”, dijo en una declaración en su sitio web.

Esto, añadió la organización, “muestra lo intolerantes que se han vuelto con respecto al escrutinio y la crítica legítima de su historial en materia de derechos humanos”, y añadió que hay informes de que el gobierno está intentando cerrar la oficina de Amnistía en Rabat.

Las autoridades marroquíes rechazaron el viernes un informe de Amnistía en el que se afirmaba que espiaban al periodista Omar Radi utilizando tecnología de fabricación israelí.

Amnistía dijo que revisó el teléfono de Radi y alegó que las autoridades lo habían espiado utilizando un software espía desarrollado por la empresa de seguridad cibernética NSO Group, que ha sido vinculada al asesinato del columnista saudí Jamal Khashoggi.

Radi, un crítico de los antecedentes de Marruecos en materia de derechos humanos, había sido interrogado por la policía por lo que el fiscal dijo que eran sospechas de que recibía fondos vinculados a servicios de inteligencia extranjeros.

“Esta no es la primera vez que se han hecho esfuerzos para socavar el trabajo de Amnistía y coincide con un aumento de la represión dentro del país. Docenas de activistas de derechos humanos, periodistas independientes y manifestantes están actualmente en prisión y las autoridades han aprovechado la pandemia de COVID-19 en los últimos meses para procesar a más críticos”, añadió Amnistía.

LEER: Amnistía: Marruecos usó el software espía de la NSO para espiar a periodistas

“El gobierno marroquí ha acusado falsamente a Amnistía Internacional de no ofrecerles el derecho de respuesta a las conclusiones del informe, y de inventar hechos y no proporcionar pruebas que respalden las afirmaciones hechas en él”. Acusaciones que los grupos de derechos niegan, diciendo que ofreció a las autoridades el derecho a responder dos semanas antes de la publicación.

Marruecos no es el primer país de Oriente Medio sin vínculos formales con Israel que ha sido acusado de utilizar programas de espionaje israelíes para reprimir a los opositores.

En enero de 2019 se supo que los Emiratos Árabes Unidos habían utilizado programas de espionaje Pegasus para espiar al Emir de Qatar, Tamim Bin Hamad Al-Thani, y al ministro de Relaciones Exteriores de Qatar, Mohammed Bin Abdulrahman Al-Thani. El jefe del Grupo NSO, Shalev Hulio, explicó que la Agencia de Control de Exportaciones de Defensa de Israel (DECA) había autorizado tres acuerdos con los Emiratos Árabes Unidos para la venta de programas informáticos de la NSO, que supuestamente estaban mediados por ex funcionarios de defensa israelíes con estrechos vínculos con un alto funcionario emiratí. Se estima que los acuerdos tenían un valor de 80 millones de dólares.

Mientras que en 2016, el instituto de investigación con sede en Canadá, Citizen Lab y Apple, revelaron que hubo intentos de infectar un iPhone propiedad del activista de derechos humanos de los Emiratos Árabes Unidos, Ahmed Mansoor. Mansoor había dado la alarma después de recibir un texto sospechoso con la intención de “ponerle un cebo para que haga clic en un enlace, lo que habría llevado a la infección de su iPhone 6 de Apple y al control del dispositivo a través de un software espía creado por el Grupo NSO”.

Categorías
ÁfricaAmnistía InternacionalMarruecosNoticiasOrganizaciones Internacionales

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba