Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

HRW: COVID-19 extendiéndose en las prisiones de los Emiratos Árabes Unidos

Peatones pasan por delante del edificio de los tribunales de Dubai durante una audiencia el 4 de abril de 2010 [AFP/Getty Images]

Se ha producido un brote del coronavirus en al menos tres centros de detención de los Emiratos Árabes Unidos, advirtió Human Rights Watch en un informe publicado ayer, al pedir a las autoridades “medidas urgentes para proteger la salud mental y física de los prisioneros”.

Los familiares de los presos de la prisión de al-Wathba, cerca de Abu Dhabi, así como de la prisión de al-Awir y del nuevo centro de detención de al-Barsha en Dubai, dijeron a Human Rights Watch que los presos de estas instalaciones han mostrado síntomas de Covid-19 o han dado positivo por el virus, según la organización.

Añadió que a los prisioneros “se les ha negado una atención médica adecuada, que el hacinamiento y las condiciones insalubres hacen muy difícil el distanciamiento social y las prácticas higiénicas recomendadas, y que las autoridades no están proporcionando información a los prisioneros y sus familias sobre los aparentes brotes o las medidas de precaución”.

“Las condiciones de hacinamiento e insalubres de las prisiones y la negación generalizada de una atención médica adecuada no son nada nuevo en los famosos centros de detención de los EAU, pero la actual pandemia es una grave amenaza adicional para el bienestar de los prisioneros”, dijo Michael Page, subdirector de HRW en Oriente Medio.

LEER: Reino Unido: Las fuerzas del Yemen apoyadas por los Emiratos Árabes Unidos deben poner fin a la declaración de autogobierno

Según los familiares de los detenidos, a partir de mediados de abril, seis prisioneros en al menos dos alas dijeron que estaban experimentando los síntomas de COVID-19. “Nos llamó el 25 de mayo”, dijo un pariente a HRW. “Dijo que había estado acostado en la cama durante dos días sin poder moverse en absoluto; dijo que ni siquiera podía alcanzar el Corán a su lado, y que sentía un bloqueo en el pecho, así como fiebre y fatiga. Dijo: “No puedo mover mi cuerpo, no puedo dormir.”

Las autoridades penitenciarias comenzaron a trasladar a los que presentaban los síntomas a otros lugares desconocidos sin hacerles pruebas ni proporcionarles atención médica, explicó HRW.

La organización dijo que habló con un ex detenido que abandonó los Emiratos Árabes Unidos en marzo y con los familiares de dos detenidos en la prisión de Al-Sadr en Abu Dhabi, que informaron sobre el hacinamiento y las condiciones antihigiénicas. “Él [mi pariente] me dijo que es asqueroso”, dijo uno. “Hay cucarachas por todas partes. No hay mantas ni almohadas. Está tan abarrotado que se mantienen como ganado. Y no hay luz del sol”.

Añadió que las familias habían informado de que no podían contactar con sus parientes detenidos durante semanas.

Todas las prisiones de los Emiratos Árabes Unidos deberían permitir a los presos participar en el distanciamiento social, de conformidad con las directrices establecidas para la población general, sin recurrir a condiciones punitivas que se asemejen a la reclusión en régimen de aislamiento, dijo HRW. Los funcionarios gubernamentales también deberían garantizar que todos los detenidos tengan acceso a una atención médica adecuada.

“Las autoridades de los EAU deben ser francas sobre lo que está sucediendo y actuar con rapidez para evitar una mayor propagación del virus que podría poner en grave riesgo la vida de los prisioneros”, dijo Page.

Categorías
Emiratos Árabes UnidosHRWNoticiasOrganizaciones InternacionalesOriente Medio
Recordando La Masacre De Rabaa

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines