Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Mohamed Salah dona toneladas de comida a su pueblo natal en medio de la pandemia de COVID-19

Mohamed Salah, del Liverpool, posa para una foto después de haber sido nombrado mejor jugador del torneo durante la ceremonia de la copa al final del partido final de la Copa Mundial de Clubes de la FIFA Qatar 2019 entre el Liverpool FC y el CR Flamengo en el Estadio Internacional Khalifa de Doha, Qatar, el 21 de diciembre de 2019. [Mohammed Dabbous - Agencia Anadolu]

Mohamed Salah ha publicado un vídeo de él mismo entrenando en casa ya que la Premier League dijo que espera reanudar los entrenamientos el 11 de mayo y que los partidos comiencen durante la segunda semana de junio.

Las imágenes se producen después de que el astro del Liverpool donara miles de toneladas de carne y alimentos a su pueblo natal de Nagrig, en la gobernación de Gharbiya (Egipto), en medio de la actual pandemia de coronavirus.

Las donaciones tienen como objetivo ayudar a las familias afectadas por COVID-19. Miles de trabajadores informales han estado sin trabajo desde el toque de queda nacional y otras restricciones fueron introducidas por el gobierno y muchos dicen que no han sido compensados.

El padre del futbolista, Salah Ghaly, ha pedido a los residentes de la aldea de Nagrig que eviten las grandes reuniones y que se adhieran a las directrices oficiales de salud.

En las últimas semanas han circulado por Internet fotografías de egipcios apiñados en mercados, conferencias de prensa y en el metro, a pesar de los llamamientos a respetar el distanciamiento social. No hay ningún cierre oficial durante el día, sólo un toque de queda por la noche de las 20.00 a las 6.00 horas.

LEER: El Kurdistán e Irak discuten sobre la producción de petróleo

Nagrig ha sido desinfectado y se han distribuido máscaras entre los residentes en un intento de mantener el virus a raya. Ghaly le dijo a Al-Masry Al-Youm que dos terneros serán sacrificados y la carne repartida en los pueblos de alrededor.

Salah ha hecho varias donaciones a su aldea natal, entre ellas varios acres de tierra para la construcción de una planta de tratamiento de aguas residuales para que los residentes tengan acceso a agua potable.

En 2018 dio 57.000 dólares al Hospital General de Bassioun y el año pasado donó 3 millones de dólares al Instituto Nacional de Cáncer de Egipto.

Desde el comienzo de la crisis del coronavirus, se han puesto al descubierto años de falta de financiación del servicio de salud de Egipto, con médicos que se quejan regularmente no sólo de la falta de PPE, sino también de que no se les han pagado las primas prometidas.

El Instituto de Cáncer es uno de los hospitales más afectados. A principios de este mes al menos 17 médicos dieron positivo y el instituto estuvo cerrado durante tres días para poder ser esterilizado.

La administración está siendo investigada por la Universidad de El Cairo en medio de afirmaciones de que amenazaron con reemplazar a los miembros del personal que querían tomarse un tiempo libre por temor al virus. Se les ha acusado de falta de transparencia en la gestión de la pandemia.

A principios de este año, Salah fue nombrado primer embajador del programa de escuelas de la red instantánea de la ONU, que permite a los jóvenes refugiados acceder a la educación en línea.

LEER: La UE advierte a Gantz que no acepte la anexión de los asentamientos de la Ribera Occidental

 

Categorías
ÁfricaCoronavirusEgiptoNoticiasOriente Medio

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba