Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Erdogan rechaza la dimisión del ministro turco tras las críticas sobre el control del coronavirus

El Presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan se dirige a la nación después de la reunión del gabinete presidencial en Estambul, Turquía, el 30 de marzo de 2020 [Agencia Murat Kula/Anadolu].

El presidente Tayyip Erdogan rechazó el domingo la dimisión del ministro del interior turco, que dijo que renunciaba a su cargo a raíz de un cierre de coronavirus con poca antelación que hizo que la gente se precipitara a las tiendas para abastecerse de suministros.

Las autoridades declararon el toque de queda de 48 horas en docenas de ciudades poco antes de las 10 de la noche del viernes, dando a millones de personas sólo dos horas de aviso y provocando una ola de compras desesperadas de última hora.

“Los incidentes que ocurrieron antes de la implementación del toque de queda no se adecuaban a la perfecta gestión del brote”, dijo el Ministro del Interior Suleyman Soylu en una declaración en Twitter en la que dijo que renunciaba.

LEER: El problema de dejar que Al-Assad “gane”

Sin embargo, Erdogan consideró que no era “apropiado” que Soylu renunciara y que el ministro continuara en su puesto, dijo la presidencia poco después.

La declaración de Soylu se produjo justo antes de que finalizara el cierre del fin de semana en 31 provincias de Turquía, incluida su mayor ciudad y centro comercial, Estambul, donde viven 16 millones de personas.

El Partido Popular Republicano (CHP), de la oposición, dijo que la forma en que se anunció el cierre había socavado los esfuerzos para contener el brote de coronavirus en Turquía, que ha registrado 50.000 casos.

“Una decisión que debe ser tomada por la salud pública se convirtió en una amenaza para la salud pública debido a la falta de planificación”, dijo el portavoz del CHP Faik Oztrak. “El sacrificio de personas que se han autoaislado durante días ha sido en vano”.

Más de 1.100 personas han muerto a causa de COVID-19 en Turquía, muchas de ellas en Estambul, donde el alcalde de CHP, Ekrem Imamoglu, dijo que las autoridades municipales no tenían ninguna advertencia previa sobre el traslado. “Las decisiones tomadas sin sentido común y sin cooperación sólo causarán confusión y pánico”, dijo.

LEER: 20 saudíes acusados del asesinato de Jamal Khashoggi

La lira turca cayó más de un 1% hasta 6.800 frente al dólar americano después de la declaración de Soylu. Se cotizó a 6.741 a 2107 GMT.

El cierre del fin de semana se sumó a los límites existentes bajo los cuales se ha dicho a los menores de 20 años y a los mayores de 65 que se queden en casa.

Ankara también ha parado todos los vuelos, ha restringido los viajes nacionales, ha cerrado escuelas, bares y cafés, y ha suspendido las oraciones colectivas. Pero la gente ha seguido trabajando para mantener la actividad económica.

El Ministro de Transporte Mehmet Cahit Turhan fue destituido hace dos semanas después de que el ministerio recibiera críticas por haber convocado una licitación en medio del brote para preparar la construcción de un enorme canal en el borde de Estambul.

Categorías
CoronavirusNoticiasOriente MedioTurquía

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba