Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Canadá se suma a los aliados de la OTAN en suspender la venta de armas a Turquía

Los vehículos militares blindados de las Fuerzas Armadas turcas, los transportes de personal y los tanques se envían desde Hatay para apoyar a las unidades en la frontera con Idlib de Siria, en Hatay, Turquía, el 11 de enero de 2019 [Erdal Türkoğlu / Agencia Anadolu]

Canadá se ha unido a otros miembros de la OTAN en detener la venta de armas a Ankara, mientras el gobierno turco está bajo presión para detener su operación militar en el noreste de Siria. “Global Affairs Canada”, el Ministerio de Relaciones Exteriores del país, anunció ayer la decisión diciendo que Ottawa “suspendió temporalmente los nuevos permisos de exportación a Turquía”.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Ottawa también denunció a Ankara por su asalto militar. “Canadá condena firmemente la incursión militar de Turquía en Siria”, informó el ministerio en un comunicado. “Esta acción unilateral corre el riesgo de socavar la estabilidad de una región ya frágil, agravar la situación humanitaria y hacer retroceder el progreso logrado por la Coalición Global contra Daesh, de la que Turquía es miembro”, agrega el comunicado.

Alemania y Francia anunciaron el sábado que estaban deteniendo las exportaciones de armas a Turquía. Mientras tanto, en Gran Bretaña, un día después de que los ministros de Relaciones Exteriores de los 28 estados miembros de la Unión Europea acordaron por unanimidad dejar de vender armas a Turquía —la primera vez que el bloque ha tomado una decisión sobre un aliado de la OTAN— Londres anunció una pausa en dichas relaciones con Turquía.

Dominic Raab, secretario de Relaciones Exteriores de Gran Bretaña, dijo ayer a la Cámara de los Comunes que “no se otorgarán más licencias de exportación a Turquía para artículos que podrían usarse en operaciones militares en Siria” hasta que el gobierno haya realizado una revisión. Pidió además a Turquía que “ejerza la máxima moderación y ponga fin a esta acción militar unilateral”.

El Reino Unido también está considerando posibles sanciones económicas contra Turquía, según Raab, pero explicó que ésta no es una decisión popular en la UE en este momento, ya que es poco probable que logre el objetivo de poner fin a la ofensiva turca. También descartó una zona de exclusión aérea en el norte de Siria como poco práctica. Raab advirtió contra “hacer cualquier cosa que pueda llevar a Turquía a los brazos de Rusia y del presidente Putin”.

Leer: El régimen sirio se acerca al área de operación militar de Turquía

Ottawa y el Reino Unido son los últimos en tomar medidas concretas contra Turquía por su operación militar en el noreste de Siria, que Ankara dice que es esencial para crear una “zona segura” para el regreso de los refugiados sirios y expulsar a los combatientes kurdos.

Estados Unidos ha liderado el esfuerzo de aplicar presión golpeando a Ankara con nuevas sanciones. También se espera que una delegación estadounidense de alto perfil llegue a Turquía mañana, en un intento de persuadir al presidente Erdogan para que finalice su incursión militar.

Erdogan, sin embargo, se ha mantenido desafiante diciéndole a los Estados Unidos que nunca declarará un alto el fuego en el noreste de Siria y que no negociará con las fuerzas kurdas.

Categorías
Asia y AméricaCanadáEuropa y RusiaMEMO Videos ExplicativosNoticiasOrganizaciones InternacionalesOTANReino UnidoTurquíaUSVideos y Fotos Historias

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba