Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Se forma una red internacional para apoyar los esfuerzos de mediación africanos en Sudán

Los profesionales de la aviación sudaneses ondean banderas nacionales mientras se unen para apoyar el gobierno civil en el aeropuerto de Jartum en la capital, el 27 de mayo de 2019 [Ebrahim Hamid / AFP / Getty]

Mohamed El Hassan Labba, el enviado africano, anunció el jueves que se había formado una red internacional para apoyar los esfuerzos de mediación africana en crisis en Sudán.

Labba declaró que la red incluía a las Naciones Unidas, la Unión Europea, la Troika (Estados Unidos, Gran Bretaña y Noruega), los estados miembros del Consejo de Seguridad de la ONU y algunos otros países.

Explicó que los esfuerzos de mediación africanos consistían en dos vías: la primera dirigida por un equipo de la Unión Africana y la otra dirigida por el primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed Ali.

Destacó que el grupo de mediación africano había duplicado los esfuerzos para crear un clima adecuado para alcanzar un acuerdo entre las partes enfrentadas en Sudán, es decir, el Consejo Militar de Transición (TMC) y las Fuerzas de la Libertad y el Cambio.

Leer: Sudan opposition, military council to resume negotiations

Labba habló sobre el progreso en las discusiones y habló con las partes en conflicto por separado en Sudán, pidiendo a los medios que “desempeñen un papel positivo en la etapa actual, y que no ofendan a los símbolos del TMC ni a los líderes de las Fuerzas de la Libertad y el Cambio”.

El viernes pasado, Abiy Ahmed visitó Jartum para celebrar una reunión con el TMC y una delegación en nombre de las Fuerzas de la Libertad y el Cambio, que han liderado las protestas en el país, para iniciar de nuevo el diálogo entre las partes discordantes.

Para regresar a la mesa de negociaciones, las Fuerzas de la Libertad y el Cambio exigieron que el TMC reconociera el delito de desmantelamiento de la sentada en Jartum, que tuvo lugar el 3 de junio, y que formen una comisión internacional de investigación para investigar las circunstancias de la operación violenta del TMC para desmantelar la sentada.

Miles de manifestantes sudaneses se han reunido frente al cuartel general del ejército en la capital desde el 6 de abril para exigir la salida de Omar Al-Bashir y presionar al TMC para que entregue el poder a los civiles, en medio de temores de que el ejército burle las demandas del movimiento popular de la misma manera que otras autoridades militares árabes lo hicieron, según los manifestantes.

El 11 de abril, la dirección del ejército destituyó a Al-Bashir de su cargo después de 30 años en el poder, tras el estallido de las protestas a finales del año pasado que denunciaban el deterioro de la situación económica de Sudán.

Categorías
ÁfricaAsia y AméricaEuropa y RusiaNoruegaNoticiasOrganizaciones InternacionalesReino UnidoSudánUNUnión AfricanaUS

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba