Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

Francia advierte contra un ‘nuevo Alepo’ en Siria mientras se intensifican los ataques de Idlib

El embajador francés de la ONU plantea el riesgo de una catástrofe humanitaria si el gobierno pusiese en marcha el asalto al bastión rebelde
La ONU ha dicho que más de 150.000 personas han sido desplazadas esta semana debido al aumento de los combates (AFP)

Francia advirtió que la escalada de violencia en la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria, llevará a una nueva catástrofe humanitaria, con miles de personas que continúan desplazadas en el área controlada por los rebeldes.

El embajador francés de la ONU, François Delattre, dijo a los reporteros el viernes antes de una reunión cerrada del Consejo de Seguridad de la ONU que era importante evitar una toma brusca de la provincia por parte de las fuerzas gubernamentales.

“Una nueva Alepo debe evitarse a toda costa en Idlib”, dijo Delattre.

La advertencia llega cuando el gobierno sirio intensifica su campaña para tomar el control de la provincia.

Las fuerzas de Bashar al-Assad, flanqueadas por sus aliados rusos, han bombardeado infraestructuras civiles en todo Idlib desde finales de abril, lo que plantea la preocupación de que Damasco esté listo para lanzar un asalto total.

Las fuerzas sirias respaldadas por el poder aéreo ruso comenzaron una larga batalla por Alepo que terminó a finales de 2016, cobrándose miles de vidas y dejando la histórica ciudad en ruinas.

“Necesitamos enviar un mensaje muy claro a todos aquellos que podrían verse tentados por una escalada en Idlib”, dijo Delattre.

“Si sucede, habrá una catástrofe humanitaria allí, está escrito, y además destruirá la perspectiva de un proceso político al que todos queremos dar un impulso”.

Bélgica, Alemania y Kuwait, tres miembros no permanentes del consejo, solicitaron una reunión urgente después de que los hospitales y las escuelas fuesen alcanzados por los ataques. Más de 150.000 personas han sido desplazadas en solo una semana.

Los tres países están liderando los esfuerzos del consejo para abordar la crisis humanitaria en Siria, ahora en su noveno año de guerra.

Desde el 29 de abril, 12 centros de salud, incluidos dos hospitales importantes, han sido alcanzados en el noroeste de Siria, según la Organización Mundial de la Salud.

Cerca de tres millones de personas viven en Idlib, el último gran bastión que permanece fuera del control del gobierno sirio.

La provincia está controlada en gran parte por el ex afiliado de al-Qaeda, Hay’at Tahrir al-Sham (HTS), tras haber expulsado a otros grupos rebeldes en febrero.

“La situación es dramática y está empeorando”, dijo el embajador alemán Christoph Heusgen, el cual afirmó que las infraestructuras civiles estaban siendo objeto de ataques en la campaña de bombardeos.

Los diplomáticos dijeron que la reunión debía llamar la atención sobre la crisis, pero Rusia probablemente se opondría a cualquier acción concreta, un miembro del consejo con veto.

 

Vía Arabia.Watch

Categorías
Europa y RusiaFranciaNoticiasOrganizaciones InternacionalesOriente MedioSiriaUN

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines

Revive el Viaje de los refugiados de la Nakba