Portuguese / Spanish / English

Oriente Medio cerca de usted

John Kerry: Al-Assad le presentó a Obama una propuesta secreta de paz con Israel en 2010

Imagen de archivo del secretario de Estado de EE.UU. John Kerry el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu.

El antiguo secretario de estado estadounidense John Kerry ha revelado que en 2010 el presidente sirio Bashar Al-Assad envió a Barack Obama –entonces presidente de EE.UU- una propuestas secreta para firmar la paz con Israel.

Según ha informado el diario israelí Haaretz, las nuevas memorias de Kerry, publicadas el martes, describen los detalles de la propuesta, que también le fue presentada al primer ministro israelí Binyamin Netanyahu.

De acuerdo con Kerry, Netanyahu calificó la propuesta de “sorprendente”, ya que demostraba que Al-Assad estaba dispuesto a hacer muchas más concesiones que antes.

Según Haaretz, Al-Assad formuló la carta un año antes de que comenzara la guerra en Siria. Siria e Israel habían participado en conversaciones, con la mediación de EE.UU., hasta principios de 2011, cuando finalmente fueron abandonadas por la falta de resultados.

Leer más: Reunión secreta en el pasado por la paz en Palestina

En sus memorias, Kerry se refiere por extenso a la cuestión siria, describiéndola como “una herida abierta” que fue descuidada por la administración de Obama, y “en la que piensa todos los días”.

En 2009, como Presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de EE.UU., Kerry viajó a Damasco –como parte de un tour por Oriente Medio- y mantuvo su primera reunión larga con Al-Assad, que por entonces llevaba una década en el poder.

“Le confronté con la cuestión de la central nuclear que había sido bombardeada por Israel,” escribe Kerry, refiriéndose al reactor nuclear que el Gobierno del primer ministro israelí Ehud Olmert destruyó en Siria en 2007. Para Kerry, el hecho de que se trataba de una central nuclear era indiscutible. Pero Al-Assad “lo negó, y mintió resueltamente sobre ello”.

Leer más: EE.UU. pide que se investiguen crímenes de guerra en Siria

En su segundo encuentro con Al-Assad, Kerry habló con él sobre su apoyo a la milicia libanesa Hezbollah. El presidente sirio supuestamente le respondió que “todo se puede negociar”, implicando que sus políticas podrían cambiar fruto de las negociaciones con Israel.

“Al-Assad me preguntó qué sería necesario para comenzar unas negociaciones de paz serias, con la esperanza de recuperar los Altos del Golán, que Siria había perdido a manos de Israel en 1967,” añade el antiguo secretario de estado.

“Le dije que, si iba en serio, tenía que hacer una propuesta especial. Al-Assad me preguntó: ‘¿Qué aspecto tendría ese tipo de propuesta?’. Hablamos del asunto, y después de eso ordenó a su ayudante que enviara una carta de su parte al presidente Obama”.

En la carta, Al-Assad pedía a Obama que apoyara unas nuevas conversaciones de paz con Israel, y expresaba su buena disposición a “emprender algunas medidas con el fin de recuperar el Golán de Israel” .

“El padre de Al-Assad, Hafez, había intentado varias veces sin éxito recuperar el Golán. Por eso estaba dispuesto a hacer de todo para recuperarlo,” escribe Kerry.

Leer más (Opinión): Estados Unidos y Rusia podrían acabar con la guerra en Siria mañana, pero no esperes que lo hagan

Tras la reunión con el presidente sirio, Kerry se dirigió a Israel e informó al primer ministro sobre el encuentro. “Al día siguiente fui a Israel, me reunió con el primer ministro Binyamin Netanyahu, “Bibi”, y le enseñé la carta de Assad”.

“Le sorprendió que Al-Assad estuviera dispuesto a llegar tan lejos, mucho más lejos que antes”. Tras la escala en Israel, Kerry regresó a Washington con la carta.

“El Gobierno de Obama trató de probar hasta qué punto Al-Assad iba en serio, pidiéndole que emprendiera medidas para cimentar la confianza de EE.UU. e Israel, incluido el cese de algunos envíos de armas a Hezbollah. Sin embargo, Al-Assad decepcionó, al no cumplir con estas promesas,” escribe Kerry.

Leer más: Kerry considera que el acuerdo en Siria es vital para una transición política

En las memorias del exsecretario de estado se describe a Al-Assad en términos muy negativos: “Un hombre que te miente a la cara a cuatro pies de distancia, puede fácilmente mentirle al mundo tras haber asfixiado a su pueblo con armas químicas”.

Tras las alegaciones que apuntaban a que precisamente esto había sucedido, en verano de 2013 Kerry y la mayoría de los altos cargos en el ámbito de la seguridad nacional defendieron la idea de lanzar un ataque militar contra Al-Assad, en línea con la consideración de Obama de que el uso de armas químicas era una “línea roja”.

Pero Obama, relata Kerry, se sentía dudoso, en particular después de que fuera evidente que tal intervención no gozaría de un gran apoyo en el Congreso.

Cuando trata del periodo del fin de la legislatura de Obama, cuando Donald Trump se estaba preparando para entrar a la Casa Blanca, Kerry concluye que “la diplomacia para salvar a Siria había muerto, y las heridas de Siria continuaban abiertas”.

“Cada día, pienso en cómo deberíamos haber cubierto esas heridas, y en cómo el mundo podría curarlas ahora,” remata.

Leer más: Washington niega haberse reunido con los servicios de inteligencia sirios en Damasco

Categorías
Asia y AméricaEEUUIsraelNoticiasOriente MedioRegiónSiria

Mantente [email protected]

Subscríbete para recibir nuestros boletines