Espanol / English

Oriente Medio cerca de usted

Tamr hindi, fattoush y kubbeh bil siniyeh

Esta bebida me recuerda a los días calurosos de verano en Ammán, donde subía a la cima de una empinada colina sólo para tomarme un vaso frío de tamr hindi.

 

El Tamr hindi, una bebida muy popular en Ramadán en todo Oriente Medio, significa en árabe “tamarindo”, que es el ingrediente principal.

Esta bebida me recuerda a los días calurosos de verano en Ammán, donde subía a la cima de una empinada colina sólo para tomarme un vaso frío de tamr hindi. Curiosamente, la tienda a la que iba se llamaba Ramadán y mi familia siempre decía: ¡el primer vaso es para calmar la sed y el segundo es para disfrutarlo!

El tamarindo suele encontrarse en bloques que aún contienen algunas semillas, así que es importante tamizarlo antes de remojarlo en agua. Puedes saltarte este paso utilizando pasta de tamarindo, pero asegúrate de que es tamarindo puro, sin ningún añadido. El resto es bastante simple, añadir agua al gusto y azúcar y disfrutar bien frío.

En segundo lugar, tenemos fattoush, quizás una de las ensaladas más conocidas de Oriente Medio, y con razón; ¡está deliciosa!

Muchos creen que el fattoush se empezó a hacer en la década de 1860, cuando los libaneses cristianos huían de la guerra civil en el Monte Líbano. Huyeron a las casas de varias familias, incluida la familia Fattoush. En Zahle, la familia Fattoush preparó una comida con varios tipos de carnes, ensaladas y otros platos. Sin embargo, los cristianos no comían carne debido a la Cuaresma, así que se comieron las ensaladas y otros platos vegetarianos, y algunos probaron la ensalada con pan. ¡Voilá! ¡Había nacido el fattoush! En aquel mismo momento, los pueblos musulmanes vecinos estaban próximos al ayuno del Ramadán, así que también empezaron a preparar fattoush; por eso la ensalada está tan relacionada con el Ramadán.

El primer aderezo que prepararé cuenta con el toque de una amiga de mi madre, basado en un plato de Gaza llamado fattah malahi, que incluye pan, tahini, sumac, chiles verdes, y está delicioso. El segundo aderezo es el tradicional, pero, ya que el  fattoush se come diariamente en Ramadán, pensé que usar otro aderezo rompería con la monotonía.  

Por último, tenemos kubbeh bil siniyeh en una bandeja. Existen docenas de variantes del kubbeh en varios países de Oriente Medio, y me encantan todas. Pero, a decir verdad, creo que me gusta un poco más el kubbeh bil siniyeh, ya que es el que lleva menos trabajo. Es mucho más fácil que hacer trozos individuales de kubbeh, rellenarlos y freírlos. Este plato se extiende en una bandeja, se hace un bonito diseño por encima y se hornea hasta dorarse… ¿qué más se puede pedir?

Suele prepararse con carne magra de cordero picada y trigo bulgur. Si tienes un molino de picar carne en casa, genial, te será de mucha ayuda; pero un procesador de alimentos lo hará más rápido. Sólo asegúrate de hacerlo en lotes para que no se sobrecaliente y acabe cociendo la carne.

A muchos cocineros les gusta crear diseños en su kubbeh y ser creativos. Esto no es sólo por la decoración; ¡ayuda a que el kubbeh se cocine y esté crujiente! Decidas hacer un diseño o simplemente algunas hendiduras, siempre asegúrate que sólo tallas la capa superior, o si no tu kubbeh se desmenuzará y será difícil de emplatar. Servir con pepino y yogur y ¡a disfrutarlo!

Y ahí lo tienes, ¡nuestro menú final de Ramadán! Tamr hindi, dos tipos de fattoush y kubbeh bil siniyeh… ¡la manera perfecta de terminar el Ramadán!

Tamr hindi

 

 

  • 200 g de tamarindo en bloque (empapado en 1L de agua 8 horas o durante la noche)
  • 300-500 ml de agua
  • 1 vaso o 1 vaso y ½ de sirope de azúcar (al gusto)
  • Hielo y menta para servir

 

 

  • Empapar el bloque de tamarindo en agua durante al menos 8 horas o durante la noche. Remover de vez en cuando.
  • Tamizar el tamarindo, asegurándose de raspar el fondo del tamiz. ¡Ahí está lo bueno!
  • Añadir un poco de agua y hervir la mezcla, dejar cocer durante 10 minutos.
  • Añadir el sirope de azúcar y remover. Probar y ajustar el agua y el azúcar al gusto.
  • Dejar enfriar y refrigerar. Servir con hielo y adornar con menta.

 

 

Fattoush

 

  • 1 lechuga romana
  • 1 pepino grande, picado
  • 3 tomates grandes, picados
  • 2 pimientos, picados
  • 1 taza de rábanos, picados
  • ½ taza de cebolletas, picadas
  • ¾ de taza de menta fresca, picada
  • 1 taza de pan de pita, cortado en cuadrados y frito o al horno

 

Aderezo 1

  • 2 dientes de ajo picado
  • Pimienta de chili verde, al gusto
  • ½ taza de yogur
  • ¼ – 1/3 de taza de tahini (al gusto)
  • Sal
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • 1 cucharada de sumac
  • 1 cucharada de menta seca
  • ¼ de taza de aceite de oliva

Aderezo 2

  • 1 cucharada de melaza de granada
  • ½ cucharada de sumac
  • ½ cucharada de menta seca
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • ¼ de taza de aceite de oliva
  • Sal
  1. En un bol grande, mezclar las verduras y la menta, reservar.
  2. Para el primer aderezo, poner el ajo en un mortero y un pistilo y machacar con una pizca de sal hasta que quede suave. Añadir la pimienta de chili verde y seguir mezclando hasta que sea una pasta. Añadir el resto de los ingredientes y remover bien. Ajustar al gusto.
  3. Para el segundo aderezo, mezclar todos los ingredientes y ajustar al gusto.
  4. Para servir, aliñar el fattoush con el aderezo que elijas y añadir el pan de pita frito/horneado. ¡Buen provecho!

 

Kubbabilsiniyeh

Relleno

  • 350 g de carne picada de cordero o ternera
  • 1 cebolla grande, picada
  • 2 cucharadas de canela
  • ½ cucharada de especias mezcladas
  • Sal
  • Pimienta
  • ¼ de taza de piñones dorados

 

Corteza

  • 200 g de cordero o ternera picados
  • 300 g de trigo bulgur fino (a remojo durante 3 horas)
  • 1 cebolla grande
  • 1 cucharada de especias mezcladas
  • Sal
  • Pimienta
  • 3-4 cucharadas de agua fría
  • Aceite de oliva para untar
  • Piñones para decorar
  1. Para el relleno, echar un poco de aceite de oliva en una sartén y dorar la carne picada. Escurrir el exceso de líquido y cocinar las cebollas hasta que se ablanden. Añadir las especias, la sal y la pimienta y cocinar. Echar los piñones y retirar para enfriar.
  2. Para hacer la corteza, pasar las cebollas, la carne picada y el trigo bulgur por un molinillo de carne, y después añadir las especias y sazonar. Como alternativa, poner las cebollas picadas en un procesador de comida y picar muy finas. Añadir el bulgur y la carne en lotes, dependiendo del tamaño de tu procesador. Poner en un bol grande y mezclar las especias, la sal, la pimienta y algo de agua para formar una masa. Debe ser blanda, pero no desmenuzarse.  
  3. En una bandeja de horno pintada con aceite de oliva, colocar la mitad de la masa y aplastar con las manos, repartiéndola por toda la superficie. A continuación, añadir el relleno, extendiéndolo por toda la masa, y después colocar la otra mitad de la masa. Es mejor aplastar partes de la masa con las manos y después colocarlas sobre el relleno que ponerla toda junta, para asegurarse de que la carne está cubierta.
  4. Adornar sólo la masa superior, añadir los piñones y pintar con aceite de oliva. Hornear a 180ºC durante 30 minutos o hasta que esté dorada y cocinada. Servir con ensalada de pepino y yogur. ¡Que aproveche!

 

Categorías
Sírvase Usted MismoVideos y Fotos Historias